Nacional

Agricultura: "Las ayudas europeas no son una salida de mercado"

El sector agricultor de España se juega hoy parte de su futuro inmediato en Bruselas. Allí los ministros del ramo acuden a Bruselas con un objetivo claro: evaluar el embargo ruso a los productos comunitarios y estudiar posibles respuestas en apoyo al sector. Unas medidas que, según ha advertido Carlos Cabanas, Secretario General Agricultura y Alimentación en Gestiona Radio, “son sólo una red de seguridad para evitar que los precios se desplomen, pero no suponen una salida de mercado”.

En este sentido, Cabanas ha señalado que “lo lógico” es que sean los mercados los que absorban los productos, para lo que apuesta por buscar nuevos destinos como China, Oriente Médico o países de Sudamérica. Sobre la elección de productos que reciban las ayudas europeas, el secretario reconoce que “han pedido el incremento” de la lista, sobre todo, de los cítricos, el caqui y la granada. Eso sí, añade que depende del volumen de exportación y de que estén de temporada.

Cabanas también se ha referido al coste que este veto ruso puede suponer para el campo español: “son unos 337 millones de euros por las exportaciones directas a Rusia”. Unas ventas que alcanzan el 1,8% del total y que constituyen, a su juicio, “un impacto limitado”. Pese a ello, el segundo a bordo del departamento ha insistido en que todavía es pronto para hacer un balance final y que a ese impacto directo hay que añadir los productos que se envían a la Unión Europea y que luego se exportan a Rusia.