Economía

Alcistas, pero no tanto

Las bolsas europeas empezaban la sesión con más euforia, que se ha ido moderando a lo largo de la misma.

Por tercer día consecutivo, China ha devaluado su moneda. Si el primer día la depreciación fue de un 2 por ciento y ayer de 1,62 por ciento, hoy la misma alcanza 1,11 por ciento, aunque parece que con este último movimiento el ajuste quedaría ya finalizado. Se trata, pues, de una buena noticia, que elimina las incertidumbres sobre la profundidad de la corrección y aleja los fantasmas sobre una posible guerra de divisas.

El MIB italiano es el que mayor partido ha sacado a la sesión (+1,56 por ciento), mientras que el Footsie acaba con leves retrocesos (-0,04 por ciento). Entre medias, el DAX suma +0,82 por ciento y el CAC +1,25 por ciento.

La energética alemana RWE (-7,66 por ciento) ha reportado una caída de -28 por ciento en el beneficio del 1S2015, debido a la caída del precio de la electricidad, quedando además por debajo de las estimaciones del consenso.  ThyssenKrupp (-0,36 por ciento), por el contrario, ha batido las estimaciones de los analistas tras una considerable reducción de costes.

Nestlé (+3,87 por ciento) consigue un repunte de las ventas en el 1S2015 que ha superado a lo estimado por los analistas, debido al aumento de la demanda general en Europa y especialmente de las barritas KitKat.  La parte negativa es que las ventas en China y la  venta de productos congelados en Norteamérica aún son algo inferiores a lo que espera la compañía, lo que ha llevado a algunos analistas a recortar ligeramente las estimaciones de crecimiento de la compañía.

Aunque el Ibex 35 cierra en positivo, no ha conseguido franquear los 11.000 puntos, conformándose con finalizar en 10.947,9 (+0,62 por ciento) después de haber marcado en la sesión un máximo de 11.057,10 puntos.

Gamesa, IAG y Amadeus suben más de un +2 por ciento, llevándose la peor parte ArcelorMittal (-1,70 por ciento), FCC (-1,49 por ciento) y Abengoa (-1,05 por ciento), después de haber empezado este último como uno de los valores más alcistas.

La prima de riesgo cotiza en 132 puntos, situándose el bono a 10 años en 1,95 por ciento, niveles similares a los de primera hora.

El eurodólar tampoco sufre grandes alteraciones y marca un cambio de 1,114, mientras que el petróleo vuelve a bajar hasta los 48,3$/barril.

En Europa se ha publicado el dato final de IPC de Alemania, Francia y  España de julio; la tasa intermensual desciende -0,9 por ciento en nuestro país, una décima menos de lo esperado, respondiendo a la temporada de rebajas veraniegas; la tasa interanual queda en +0,1 por ciento, igualmente por encima del 0 por ciento estimado, debido al incremento de precios en vivienda, comunicaciones, ocio y cultura.

Por su parte, las Actas del BCE ponen de manifiesto la intención de la entidad de mantener activo el programa de compra de deuda hasta septiembre de 2016, con el objetivo de seguir reactivando la economía.

La bolsa neoyorquina cotiza muy plana, aunque predomina el color rojo.  Se esperaban los resultados trimestrales de Cisco (+3 por ciento), que sorprende positivamente con un BpA de 0,59$, por encima de lo esperado.  No le ha ido tan bien a Kohl’s (-10 por ciento), que ha anunciado unos beneficios más flojos de lo esperado y ha recortado sus previsiones para el conjunto del año.

En el plano macroeconómico, hemos contado con el dato de ventas minoristas adelantadas del mes de julio, que ha mostrado un crecimiento positivo de +0,6 por ciento, en línea con lo estimado y superando a su dato anterior revisado, que quedó invariable en 0,0 por ciento. Las ventas minoristas ex auto han crecido un +0,4 por ciento en línea con lo estimado y su dato anterior revisado. Estos datos muestran un aumento de la demanda de todo tipo de bienes, desde automóviles hasta ropa. El consumo privado, que representa el 70 por ciento de la economía estadounidense, está ayudando a impulsar su crecimiento.

Selfbank