Empresas Sectores

Algunas particularidades sobre el sector inmobiliario de lujo en Barcelona

A muchos no se les escapa la extraordinaria tradición de Barcelona como sede de un turismo patrimonial e histórico de calidad. Esta ciudad catalana presenta unos atributos muy particulares a lo largo y ancho de sus concurridas vías. Así se convirtió hace mucho en una bonita capital, muy demandada del mismo modo como enclave geográfico para vivir. Pero su suelo no está barato precisamente.

La suma del récord en turismo, añadida a una notable mejoría de los datos de índole macroeconómica, y a la inseguridad que crece en naciones rivales como Egipto y Turquía, se suman al innegable atractivo de Barcelona y a su apacible clima. Estos factores han posibilitado en gran medida que esta ciudad sea un destino de referencia en la actualidad para inversores extranjeros. No es casualidad que hayan puesto el foco en la ciudad Condal.

Es factible para estas personas encontrar apartamentos de lujosas características en Barcelona. De hecho, algunas empresas de importante volumen económico, se han especializado en la comercialización de viviendas de este tipo. Así en Barcelona existen inmobiliarias de lujo como Alting que atienden esta demanda creciente.

Precisamente la capital catalana ha liderado el repunte en la recuperación de las viviendas de lujo.

Informes recientes confirman la tendencia al alza del precio de la vivienda. Del mismo modo, y en base a diferentes estudios, ha aumentado tanto el valor de las transacciones realizadas en la ciudad, como la cantidad o volumen de las mismas. Madrid y Valencia también han experimentado cierta recuperación al respecto.

Las tipologías más demandadas son amplios apartamentos (con dos o tres dormitorios), ubicados en edificios de estilo modernista, que se encuentran a menudo en la zona más céntrica de la ciudad, como no podía ser de otra forma. Son renovados frecuentemente, pero se esmeran en conservar los elementos originales, que los dotan de una personalidad singular. No son pocos los proyectos de rehabilitación de lujo que se están desarrollando en esta urbe.

Por otro lado, en la actualidad, las promociones de obra nueva son aquellas que despiertan un interés mayor. Las ventas de esta clase de viviendas se incrementaron en hasta un 55%, tomado como referencia el primer semestre del ya histórico 2016.

Los inversores que compran bienes inmuebles aquí, provienen de un sinfín de rincones del mundo, atraídos por su eminente potencial para la inversión, y por la excepcional calidad de vida que ofrece Barcelona.

En base a datos publicados por Idealista hace algún tiempo, durante los seis primeros meses del año pasado se alcanzaron máximos históricos, que ascendieron a una suma de 43.519 operaciones, cifra que viene a significar un aumento de 160% en relación a las cifras mínimas que se registraron en el 2008.

Para hacernos una idea de la relevancia de “Barna” sobre este mercado, cabe añadir que durante el 2015 se traspasaron un total de 321 viviendas valoradas en más de 900.000 euros, lo que supuso un 17,42 % de la totalidad del mercado inmobiliario de lujo en nuestro país.

Veremos si esta tendencia continúa al alza durante los próximos años o, por el contrario, el sector viaja hacia un periodo de estancamiento. Al tiempo le corresponderá determinarlo…