Empresas Noticias

Bankia obtiene un beneficio neto atribuido de 515 millones en el primer semestre, un 0,1% más

Bankia comunicó hoy que obtuvo en los seis primeros meses del año un beneficio neto atribuido de 515 millones de euros, lo que supone un aumento del 0,1% respecto al mismo periodo del año anterior. Este resultado se consigue una vez que el banco ha aumentado los ingresos por comisiones por la mayor actividad comercial y, al tiempo, ha reducido los gastos por los ahorros derivados de la fusión con BMN.

El banco refirió que ha recuperado el dinamismo de su actividad en el segundo trimestre, después de un primer trimestre muy centrado en la integración, y eso se ha reflejado en la evolución de beneficios, que desde abril a junio se han elevado a 285 millones de euros, un 24,2% superior a los tres primeros del año.

El presidente de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri, ha explicado que “Bankia ha retomado el pulso comercial en este segundo trimestre del año, tras acometer la integración tecnológica con BMN, y ha adelantado la captación de sinergias de esta operación, lo que nos ha permitido lograr un beneficio de 515 millones de euros, en línea con lo previsto en nuestro presupuesto”.

El consejero delegado de la entidad, José Sevilla, ha detallado que el segundo trimestre “se ha caracterizado por el incremento de la actividad comercial, que ha permitido registrar importantes crecimientos en la formalización de hipotecas, de créditos al consumo y de financiación a empresas”.

“Además, hemos conseguido incrementar en 112.000 el número de clientes con ingresos domiciliados, gracias al posicionamiento del banco y a la política de no cobrarles comisiones”, apuntó Sevilla, para añadir que “esta mejora en la actividad comercial ha estado acompañada de una reducción en los créditos dudosos y los activos adjudicados de 1.700 millones de euros y en un nuevo crecimiento de las ratios de solvencia, que nos permite mantenernos a la cabeza de los grandes de la banca española”.

RESULTADOS

La entidad destacó además que, en la cuenta de resultados, el margen de intereses aumentó un 5,3% en el semestre a raíz de la integración y compensó la repreciación de la cartera hipotecaria y el menor rendimiento de la cartera de renta fija tras la rotación de carteras realizada en 2017 y 2018. A perímetro constante, habría caído un 9,8%.

Los ingresos por comisiones crecieron un 25,6% (un 1,4% con tamaño homogéneo) hasta 534 millones, gracias al buen dinamismo comercial en la entidad, que se observó especialmente en el crecimiento en la concesión de crédito y en medios de pago. Al tiempo, el resultado de operaciones financieras aumentó un 11%, hasta 291 millones.

AUMENTO EN NÚMERO DE CLIENTES, CRÉDITO Y RECURSOS

Por el lado del negocio, el banco retomó en el segundo trimestre el dinamismo comercial que había frenado en parte en el primer trimestre del año por la ejecución de la fusión. Y ello se tradujo en un crecimiento fuerte en las concesiones de nuevos créditos y en un aumento de los volúmenes de recursos gestionados, junto a una mayor captación de clientes con ingresos domiciliados y un mayor volumen de negocio en productos de valor añadido como los pagos con tarjeta.

En los últimos 12 meses, el banco aumentó en términos netos en 112.000 el número de clientes con ingresos domiciliados(nómina o pensión). Estos clientes están eximidos del pago de comisiones y habitualmente tienen un mayor número de productos contratados con el banco.

El crecimiento de actividad entre trimestres se reflejó, especialmente, en la concesión de créditos. El volumen de hipotecas formalizadas creció un 18,1%, el de crédito al consumo, un 34,6% y el de financiación a empresas, un 35,8%. De esta forma, en el primer semestre se concedieron 1.385 millones de euros en hipotecas, 1.099 millones en consumo y 7.495 millones en empresas. El saldo de crédito a empresas creció un 1,9% en los últimos 12 meses, en tanto que el de crédito al consumo aumentó un 9,9%.

El pago en comercios con tarjetas de Bankia creció un 12% en el semestre con respecto al mismo periodo del año anterior, en tanto que la facturación de los TPV del banco aumentó un 14,9%. El crecimiento fue aún mayor, del 25,1%, en el caso de los pagos de comercio electrónico. Y es que el 40,9% de los clientes de Bankia ya son digitales (dos puntos más que hace tres meses) y realizan el 16,8% de sus compras en la entidad por los canales digitales (2,2 puntos más que en el primer trimestre).

En materia de digitalización, el banco firmó un acuerdo con PayPal en el primer trimestre del año que convierte a Bankia en la primera entidad en España que permite darse de alta en esta plataforma desde el mismo banco, y también en las últimas semanas ha puesto en marcha el sistema de pagos de Apple Pay para sus clientes.

Por el lado de los recursos de clientes minoristas, aumentaron en 2.100 millones de euros en el semestre, hasta 149.600 millones, después de que los fondos de inversión y de pensiones gestionados y comercializados crecieran en 700 millones, y los depósitos estrictos de clientes aumentaran en 1.400 millones.

El banco informó que siguió elevando su cuota de mercado en fondos de inversión, hasta situarla en el 6,42% a final de junio, cuatro puntos básicos más que a comienzos de año. A este crecimiento ayudó el avance del servicio de gestión de carteras Gestión Experta, lanzado el pasado mes de abril y que ya acumula el 9% del saldo total de fondos gestionados.