Nacional Política Sectores

Colleja de Reino Unido a Montoro por el asunto déficit público

El responsable de Administraciones Públicas de Reino Unido, Francis Maude, recordó este lunes al Gobierno español que su gabinete hizo frente a un déficit público aún mayor “sin subir los impuestos”, mientras que el viceprimer ministro portugués abogó por rebajar la presión fiscal una vez controlado el déficit público.
Estas declaraciones se produjeron en el marco de la ‘Jornada sobre la Reforma de las Administraciones Públicas en Europa’ que el Gobierno organizó en el Palacio de la Moncloa y que contó con la participación de los principales responsables de la Administración de Francia, Reino Unido, Italia, Portugal y Polonia. Además, por parte del Ejecutivo español intervinieron el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy; la vicepresidenta y ministra de la Presidencia, Soraya Sáenz de Santamaría, y el ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, Cristóbal Montoro.

El ministro del ‘Cabinet Office’ del Reino Unido, Francis Maude, no dudó en contradecir a Sáenz de Santamaría después de que sacara pecho por haber llevado a cabo el mayor recorte de déficit público de los países comunitarios. “El déficit de Gran Bretaña era todavía mayor, no quiero presumir, pero el sector público gastaba cuatro libras por cada tres que recaudaba. Estábamos en una situación insostenible, pero había que hacerlo sin aumentar los impuestos y sin que se vieran perjudicados los servicios públicos”, defendió Maude para recordar, asimismo, que las expectativas de los ciudadanos son cada vez mayores.

No fue el único dirigente que lanzó un mensaje al Gobierno de Rajoy en materia impositiva. Paulo Portas, viceprimer ministro de Portugal, uno de los países rescatados por los organismos internacionales, también abogó por rebajar la presión fiscal.

“No se puede seguir con la misma presión fiscal. Si se reduce el gasto público, se crean las condiciones para moderar la presión fiscal”, insistió para reclamar, además, un recorte en la burocracia. “Menos gasto, menos burocracia. Menos gasto, presión fiscal más moderada porque, si no, las cosas carecen de sentido”, defendió el socio de gobierno de Pedro Passos Coelho.

La ministra de Reforma del Estado de Francia, Marylise Lebranchu, por su parte, defendió las 200 medidas puestas en marcha por su gabinete para hacer especial hincapié en la necesidad de simplificación administrativa. La dirigente francesa abogó porque “el díganoslo una sola vez” sea una realidad en la Administración. Para ello, avanzó, pretenden reducir la redundancia de información un 30% en 2013 y un 80% en 2017.

Por su parte, el ministro de Administraciones de Polonia, Rafal Trzaskowski, puso el acento en la importancia de que los servicios electrónicos que, a día de hoy, están al servicio de las empresas se amplíen a los ciudadanos y abogó por un cambio de mentalidad: “Hay que consultar a los ciudadanos para ver en qué se gasta el dinero, sobre todo en lo que respecta a las autoridades locales”. “Sin confianza no va a funcionar”, avisó.

Además, el titular de Administración Pública de Italia, Gianpiero D’Alia, abogó por la transparencia para evitar casos de corrupción, así como por la coordinación de las políticas de la agenda informática y electrónica. “El open data es esencial para el control”, advirtió.

Fuente. Servimedia