Destacado Noticias

Comentario semanal: A las puertas de los 11.000

Joaquín Robles-Analista de XTB

El selectivo español finalizó la semana muy cerca de los niveles en los que la empezó, sin la fuerza suficiente para afianzar un ataque por encima de los 11.000 puntos. Quizás la mejor noticia sea que tras otra semana sin grandes catalizadores positivos, el índice de referencia español continúa en su lateralidad en máximos, y los inversores se niegan a recoger beneficios a la espera de nuevos máximos. Esta semana también nos ha servido para ratificar de nuevo el buen comportamiento de la macroeconomía europea, que goza de su mejor salud desde el estallido de la crisis. El Ibex 35 sigue cotizando en el rango entre los 10.600 y los 11.000 puntos y tan sólo gana un 1% en lo que va de mes. Pero es más importante, la consolidación de niveles durante el mes de mayo, que nos está permitiendo afianzar la revalorización anual por encima del 16%.
En cuanto a los componentes del selectivo español, destacar el mal comportamiento de los valores ligados con las materias primas, que tras el fuerte recorte del petróleo (-4.63%) tras la cumbre entre los principales productores, no han podido evitar las ventas. Técnicas Reunidas (-5.78%), Arcelormittal (2.49%), lideran las mayores caídas de la semana, acompañadas, una vez más, del Banco Popular, que registra el peor comportamiento entre los valores del Ibex en lo que va de año. El Popular continúa conviviendo con los crecientes rumores de venta que no hacen más que incrementar su volatilidad. Los inversores se dividen entre los que creen que se consolidará la venta, lo que implicaría una supuesta prima de compra por la parte compradora que podría llevar al Popular a niveles cercanos a 0.90 céntimos, y los que no confían en la venta, que optan por deshacer, ya que no podrían evitar una nueva ampliación de capital que devolvería al valor al entorno cercano a 0.60 céntimos.

Al igual que el período anual, el Ibex se ha comportado mejor durante esta semana que sus homólogos europeos. Europa se aprovecha por primera vez desde 2008 de cierta independencia bursátil, soportada por la fortaleza de los datos macro. El Viejo Continente ya crece cerca del 2%, con un desempleo menor al 10% y una inflación de 1.9%, muy cerca del objetivo del Banco Central Europeo. A esto hay que sumarle el apoyo de los índices americanos, que a pesar de recibir la confirmación de la próxima subida de tipos durante la reunión de junio, han vuelto a subir por encima del 1%, marcando nuevos máximos históricos.

El acuerdo anunciado por los principales productores de petróleo no hará más que volver a mantener los precios dentro del rango entre los 50 y los 55 dólares por barril. Los inversores ya se habían encargado de descontar el alargamiento de los recortes hasta el mes de marzo de 2018, y esperaban cerca de máximos un aumento en los recortes. El principal objetivo continúa siendo devolver los inventarios de petróleo a la medida de los últimos cinco años, y tratar de contrarrestar el aumento en la extracción de los productores americanos. No consideramos que esta situación pueda provocar variaciones importantes en las materias primas, así como en las empresas relacionadas con ellas.

Durante la próxima semana volveremos agarrarnos a la presentación de referencias macroeconómicas a la espera de grandes eventos, como la reunión de la Fed y las elecciones en Reino Unido. Destacar el IPC en la zona euro, los PMI´s y los datos de empleo en EEUU. En el caso que estos datos cumplan con las expectativas, el Ibex 35 podría lograr un nuevo asalto por encima de los 11.000 puntos. A pesar que no descartamos recogidas de beneficios durante las próximas semanas, seguimos otorgando más riesgo a las posiciones bajistas ante la fortaleza que está demostrando el mercado. Por esa razón vemos al Ibex 35 cotizando durante la próxima semana en el rango entre los 10.600 y los 11.000 con algo más de posibilidades de romper al alza.@joaquinXTB