Noticias

Cómo ordenar tu mente (y ser más feliz) con Leandro Taub

Leandro Taub se ha propuesto, una vez más, impactar en nuestra mente. El escritor argentino, con residencia en Los Ángeles, está en nuestro país para presentar su tercer libro El poder de la mente y ayudarnos un poco a ordenarla. Parece algo sencillo, no lo es tanto. Sobre todo porque el silencio y la auto-observación-esos términos que a veces subestimamos- juegan un papel clave. Antes de entrar en materia gris le preguntamos qué tal le ha acogido Madrid. Y desde Malasaña, barrio castizo por excelencia, se confiesa enamorado de la ciudad “recién llegué empecé a gritar, me quedaría a vivir acá”. Quizá por su parecido a Buenos Aíres, quizá porque tiene aquí cada vez más lectores,se encuentra como en casa. Todavía le queda pasar por Sevilla, Aracena, Sabadell y La Coruña. Eso no es nada para un hombre que con 31 años ha dado ya dos vueltas al planeta. Le desearíamos suerte pero Leandro no deja nada al azar ¿El éxito? “Cuando la preparación se encuentra con la oportunidad”.

¿Qué nos vamos a encontrar en El Poder de la Mente?

Este libro es el trabajo de varios años de investigación, de estudio y de auto-observación para entender un poco que es lo que hace la mente. Todo este trabajo que hago de observación de la mente y de evaluación de la misma, lo hago para tomar mayor control sobre mi mismo porque juego al juego de que todo está ahí por algo y no hay accidentes. Si nos dieron una herramienta como la mente fue para algo, que nosotros la entendamos y entendamos como hacerla útil es nuestro trabajo. Si no sabemos cómo manejarla es que quizás está descontrolada. Una vez que controlamos el cuerpo mental se transforma en nuestro mejor aliado.

Dices que puede ser nuestro mejor aliado, pero también nuestro peor enemigo…

Nosotros casi no controlamos nada en la vida, no podemos controlar  el clima, que va a suceder con nuestro trabajo, en nuestras relaciones con los otros… Lo poquito que podemos controlar es lo que pensamos,  lo que decimos y lo que hacemos. Estas tres cosas las controlamos desde el cuerpo mental. Sin embargo, algunos piensan, hablan y actúan descontroladamente. Entonces, pasamos de causalidades y respuestas a casualidades y accidentes. Nosotros, tomando dominio de nuestro cuerpo mental podríamos empezar a controlar ese poquito y seríamos más felices.

En esta fiebre por “el aquí y el ahora” en la que prima lo instantáneo y recibimos infinidad de estímulos a lo largo del día, ¿queda tiempo para ordenar nuestra mente y concentrarnos?

Sí, está cada vez más acelerado todo el proceso, sin embargo, no es un trabajo desde fuera, sino de nosotros con nosotros. Lo de fuera son excusas. Tomar dominio de nuestro cuerpo mental arranca desde la auto-observación. Nosotros, siendo quién somos, observamos lo que nos va sucediendo. Observamos en que estamos pensando, como tenemos nuestro cuerpo, que estamos haciendo, diciendo y como lo vamos diciendo. Para esto propongo varias herramientas, una es la meditación, otra la práctica del silencio.

Propones en tu libro no hablar durante un día entero, parece imposible….

Es un ejercicio fantástico. Al no hablar no quiere decir que no observes. Al no hablar puedes saber cuál es tu papel en el mundo. Puedes saber que ibas a decir, darte cuenta de si eso que ibas a decir servía algo,  si iba a ser útil, si ibas a juzgar o si ibas a criticar. Así nos desdoblamos de a quién llamamos inocentemente “yo”, de nuestro personaje. Y ahí desaparecen los accidentes, te das cuenta de que es todo como una danza, es una sinergia, son todo respuestas.

Si hay algo que creen que no pueden lograr, vuelvan a intentarlo” ¿podemos con todo lo que nos propongamos?

Todo lo que nos sucede en la vida, arrancó por la idea. El tema es que muchos lo dejan sólo en la idea y la idea en si misma no sirve para nada, hay que bajarla al acto físico. Ahí se manifiesta en forma de acciones y provoca un devenir. Todo lo que entra como idea podría llegar a existir, lo podemos materializar. Si no te sale prueba otra vez. Ya lo dijo Einstein, ” si buscas resultados distintos, no hagas siempre lo mismo”. Si algo no funciona como lo estás haciendo hazlo de nuevo pero alterando algo, un detalle. Y si no sale como lo estás haciendo, vuelve a hacerlo, pero siempre con humildad.

Eres un artista polivalente, no sólo escribes, también das conferencias por todo el mundo, tienes proyectos en cine y televisión ¿En que estás trabajando ahora?

Ahora estoy con dos nuevos libros, la segunda parte de La mente oculta, titulado Cuentos para la mente oculta y el otro es El anarquista, mi primera novela. Por otro lado, tengo también dos proyectos en la televisión. Uno está en movimiento, el otro en plena negociación. Desde hace varios años  estoy  también empujando la cosa del cine, involucrado en dos proyectos: uno en Los Ángeles, el otro  en el Instituto de Cine Argentino. Durante el próximo mes tendremos novedades. ¿Ves que lindo? todo por partida doble.