Nacional

Competencia cuestiona el nuevo sistema de precios de la luz

La Comisión Nacional de Mercados y de la Competencia (CNMC) admite que el sistema ideado por el ministerio de Industria, para suplir a las subastas Cesur, puede abaratar la factura en los hogares hasta un 4,3% si se toma como referencia lo ocurrido en 2009, pero advierte que conlleva serios inconvenientes, como su alta volatilidad o la incertidumbre que creará la evolución inestable del precio energético.

De esta forma, La CNMC ha solicitado al ministro del ramo, José Manuel Soria, que dilate en el tiempo su puesta en marcha, al menos un mes más, para estudiar de una manera más detallada sus consecuencias, ya que según manifiesta las comercializadoras de la electricidad no disponen de tiempo suficiente para adecuar su facturación a los valores horarios.

Además, el organismo alerta de la falta de información en relación a los hogares que disponen de contadores inteligentes que, a ojos del ministerio, serán los grandes beneficiados de esta nueva tarifa. La CNMC también advierte de que a cierre de 2014 solo habrá instalados 7 millones de contadores inteligentes, lo que apenas supone un 35% de la base total de los 27 millones de consumidores con derecho al nuevo Precio Voluntario al Pequeño Consumidor (PVPC).