La buena noticia del día

Crece un 19% la contratación a personas con discapacidad

La economía española parece que repunta, y es que según los datos de la última EPA se crearon 433.900 nuevos empleos en 2014. Además, el Servicio Público de Empleo Estatal apunta que las personas en riesgo de exclusión han experimentado un repunte en sus contrataciones superior al general. Las personas con discapacidad registraron un incremento del 19 por ciento.

En relación a estos datos, el director general de la Fundación Adecco, Francisco Mesonero, ha afirmado que las personas con discapacidad sufrieron de manera directa los envites de la crisis,  señalando que por suerte “las empresas empiezan a entender los valores extra que aportan a los equipos de trabajo”, “lo que hace que se estén integrando positivamente en la recuperación económica.

Por lo que respecta a la Fundación Adecco, ha integrado en el mercado laboral a 5.161 personas en riesgo de exclusión social, un 67 por ciento fueron mujeres frente a un 33 por ciento de hombres. De estas personas que han encontrado empleo, un 55,4 por ciento tiene certificado de discapacidad, un 16,9 por ciento mayor de 45 años parado de larga duración, un 15,2 por ciento responde a un perfil de mujer con responsabilidades familiares no compartidas y/o víctimas de la violencia de género y un 12,6% en situación de grave riesgo de exclusión al haber agotado todas las prestaciones.

El sector que más personas en riesgo de exclusión ha integrado, según dato de la Fundación Adecco, es el servicios, un 54,9 por ciento, siendo los puestos más habituales administrativo, teleoperador y operario de limpieza. Seguido por la hostelería, 20,6 por ciento, los trabajos más habituales son como ayudante de cocina o camarero de pisos. Otro de los lugares destacados lo ocupa el sector industrial, un 11,5 por ciento, con puestos como peón u operario de fabricación o producción.

El tipo de contrato más habitual que han conseguido las personas en riesgo de exclusión es el temporal por Acumulación de Tareas, con un 48,7 por ciento, seguido de contratos en prácticas, con un 24,8 por ciento, y el de sustitución con un 5 por ciento.

Mª Asun Ten