Empresas

Dolores Promesas crece un 20% en 2014 y planea continuar con su expansión internacional

Dolores Promesas continúa su ascenso empresarial. La firma de moda española fundada por Alicia Hernández, Miryam Pintado y Javier Lapeña celebra su décimo aniversario en el sector con una cifra de negocio de 6,3 millones de euros, un 20% más que en el pasado ejercicio.

Los objetivos de la marca para este 2015 se centran en continuar con su expansión internacional tras la reciente apertura de su primera tienda en París. Además prevé abrir cuatro nuevos espacios en nuestro país, que se sumarán a los 24 establecimientos que ya dispone en las ciudades más importantes de España.

Dolores Promesas focalizará así su crecimiento fuera de nuestras fronteras en aumentar sus puntos de venta en el país vecino, y paralelamente buscará nuevas oportunidades de negocio en las principales capitales y mercados internacionales tales como Nueva York o Londres.

A su éxito empresarial se suma la mención que ha recibido por su calidad en los Premios Nacionales de Comercio Interior dentro de la categoría de Premio al Pequeño Comercio, que tiene por objeto premiar el desarrollo comercial y la modernización empresarial.

Sobre DOLORES PROMESAS

Dolores Promesas es un personaje virtual con una vida e historia propia. A lo largo de su vida le suceden muchas cosas, las cuales remarcan su espíritu positivo y abierto ante cualquier circunstancia. En el 2005 Dolores decide hacer realidad uno de sus sueños: ser diseñadora y lanzar su propia marca.

Inconformista y enemiga de lo tradicional y de las tendencias, sus creaciones tienen una filosofía propia y un estilo muy personal. Su vida, lo que sucede, lo que le afecta y lo que siente lo transmite en cada prenda que diseña, a veces de manera más obvia utilizando logos, iconos y frases; y otras de manera más sutil usando elementos personalizados o distintos detalles. Prendas con un por qué, donde nada es casual en ellas.

El 13 de mayo de 2008 abre su primera tienda propia en Madrid -en la calle Desengaño- y actualmente cuenta con 24 tiendas en España y acaba de abrir su primer espacio propio en París. Todas ellas representan el espíritu de la marca gracias a una decoración muy estudiada con elementos personalizados y muebles de estilo vintage.