Sectores

El consumo no baja, los precios sí por el efecto de la gasolina

La tasa interanual del IPC decrece hasta los 0,9 puntos negativos

El Índice de Precios de Consumo (IPC) ha decrecido en el mes de septiembre nueve décimas negativas, según el Instituto Nacional de Estadística (INE), en línea con el indicador adelantado por el mismo organismo. Esto se debe al abaratamiento del precio de la electricidad y la gasolina, aunque no quiere decir que el consumo también baje, porque se mantiene estable.

“El IPC tiene un comportamiento en negativo por la bajada de los precios del carburante y la luz, no por el consumo. Para los autónomos es un ahorro de costes y eso nunca puede ser una mala noticia”, asegura Lorenzo Amor, presidente de ATA. De esa forma, no duda en añadir que “cerraremos el año en plano y lejos de la deflación”.

Por otro lado, el IPC armonizado decrece un -1,2 por ciento en tasa interanual, siete décimas más que la registrada en el mes de agosto. Las causas son las mismas que en el caso anterior, algo que beneficia a los trabajadores por cuenta propia. “El precio de la gasolina ha ido cayendo en el último mes hasta alcanzar mínimos que no se veían desde principios de año y eso sólo puede significar un ajuste en los costes de producción y distribución de los negocios de los autónomos”, concluye Lorenzo Amor, presidente de ATA.

Yasmina Pena