Destacado Economía

El Gobierno pretende presentar los Presupuestos en noviembre

El Gobierno de Pedro Sánchez trabaja en presentar los Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2019 antes de final de año, preferiblemente en noviembre, unas cuantas públicas en las que el Ministerio de Hacienda ya está trabajando.

La imposibilidad de aprobar la nueva senda de déficit pactada por el Gobierno con Bruselas y que da más margen, pues si supera el trámite en el Congreso de los Diputados es previsible que la vete la mayoría del PP Senado, hasta que se reforme la Ley de Estabilidad hace que los PGE no vayan en plazo.

Para cumplir el calendario que marca la normativa, los Presupuestos deberían de llegar al Congreso antes de que acabe el mes de septiembre. En todo caso, fuentes del Ministerio de Hacienda indicaron a Servimedia que ya se trabaja en los PGE para adelantar tarea, aunque los plazos van a ir “muy ajustados”.

La intención del Gobierno, según fuentes de Moncloa, es hacerlo con una nueva senda de déficit que les permitiría contar con 6.000 millones de euros más. Pero en caso de que no se logré el acuerdo necesario, el Ejecutivo de Sánchez elaboraría las cuentas públicas con un ‘techo de gasto’ sobre la senda de déficit del Gobierno de Mariano Rajoy.

Fuentes gubernamentales apuntaron que el esquema con el que se trabaja es que, tras su tramitación parlamentaria, los Presupuestos Generales del Estado queden aprobados sobre el mes de febrero, antes de la precampaña de las elecciones autonómicas y municipales de mayo.

De hecho, en la rueda de prensa conjunta con el presidente de Chile, Sebastián Piñera, Sánchez quiso centrar el debate en esta cuestión en la mejora del reparto del crecimiento económico y animó a los grupos parlamentarios a secundar la nueva senda de déficit del Ejecutivo con los 6.000 millones que se han conseguido tras las negociaciones con Bruselas. “No puede ser que los grupos sean más estrictos que las instituciones”.

“No puede haber crecimiento sin reparto de crecimiento”, remarcó el presidente, quién también insistió en la “anomalía” de que “prevalezca el veto” del Senado, en la Ley de Estabilidad, cuestión que solo ocurre con esta norma.

“Queremos aprobar unos Presupuestos que garanticen estabilidad económica y social”, remachó.