Economía

El Ibex cierra plano a pesar del empuje de Telefónica y Santander

La de hoy ha sido una jornada marcada por la elevada volatilidad. El Ibex, que ha llegado a ir ganando más de un 1,50%, finalmente ha cerrado prácticamente plano (+0,08%) en los 10.473 puntos  y encadena tres días subiendo. Ha sido de los que mejor comportamiento ha tenido entre los principales índices europeos, teniendo en cuenta que el MIB  italiano ha perdido un -0,65% y el DAX alemán un -0,97% arrastrado por Volkswagen (-9,50%).

Draghi reiteró en una conferencia celebrada ayer que el BCE está preparado para actuar, por lo que el mercado está cada vez más concienciado de que en la reunión de diciembre podría anunciarse una ampliación del actual programa de compra de bonos. Este sentimiento se está haciendo notar en el euro, que cae hasta el 1,08 frente al dólar, y en la prima de riesgo, que cotiza en los 115 puntos básicos.

Dentro del Ibex ha servido de poco el tirón de pesos pesados como Santander (+1,52%) y Telefónica (+1,44%), que solo se han visto superados por Indra (+3,58%). Gas Natural (+0,27%) y Grifols (+0,85%) han cerrado con subidas tras presentar cuentas trimestrales. Peor suerte ha tenido Mapfre (-5,04%), cuyo beneficio se redujo un -12% influido, entre otros factores, por el aumento de la siniestralidad, especialmente derivada de las tormentas de nieve de principios de año en Estados Unidos.

El fabricante de vehículos Volkswagen se ha dejado un 9,50% afectado por los rumores de que el fraude en sus motores se haya podido extender también a  motores de gasolina, algo que hasta el momento había quedado descartado. El resto del sector automovilístico se han contagiado: BMW -1,20%, Daimler -2,08% o Peugeot -1,89%.

Entre las empresas que más han repuntado dentro de Europa se han colocado dos que han presentado resultados a primera hora. El banco holandés ING ha sumado un -2,21% tras anunciar un incremento del 14% en su beneficio trimestral. Por su parte, las acciones de Marks&Spencer se han anotado un +2,69% después de superar las expectativas de los analistas con sus cuentas del tercer trimestre.

Esta mañana el PMI servicios (54,1) y el PMI compuesto (53,9) de la eurozona del mes de octubre han mostrado lecturas ligeramente inferiores a sus estimaciones y datos anteriores, de 54,2 y 54,0 respectivamente.

En EE.UU., la encuesta de empleo ADP del mes de octubre ha revelado un dato de 182.000 nóminas, superando las estimaciones de 180.000 (190.000 anterior), lo que debería ayudar a mantener durante los próximos meses los buenos niveles que viene mostrando la mayor pata de la economía americana, el consumo.

El PMI compuesto del mes de octubre se sitúa en 55,0 (54,5 anterior) y el PMI servicios en 54,8 (vs 54,5 estimado y 54,4 anterior), en lo que ha sido su segundo mayor ritmo de crecimiento en una década. El sector servicios se ve impulsado en un terreno favorable para su negocio, dado el buen ritmo de venta de viviendas, un fuerte mercado laboral, una baja inflación y bajos costes de endeudamiento, ayudando a compensar la ralentización del sector manufacturero ante la caída de la demanda externa. El ISM no manufacturero, además, ratifica la buena salud del sector servicios en EE.UU. marcando una lectura de 59,1, superando así las expectativas de 56,5 y su dato anterior de 56,9.

Felipe López-Gálvez, Selfbank