Economía

El Ibex reanuda su andadura sin una tendencia clara

Las bolsas europeas han reabierto sus puertas tras el parón de Semana Santa. En una sesión de ida y vuelta y tras gozar de subidas superiores al punto porcentual a primera hora del día, finalmente el Ibex ha cerrado con una tímida subida del 0,21%.

Tras haber perdido los 8.800 en las sesiones anteriores, el selectivo español recupera esta cota psicológica. Lo ocurrido durante las últimas jornadas parece haber puesto punto y final al rebote del que han gozado las bolsas europeas desde mediados de febrero. De estas semanas hemos sacado algunas conclusiones: que el mercado sigue siendo bastante sensible al precio del petróleo, que podemos descartar por el momento una recesión mundial y que acontecimientos como los atentados de Bruselas pasan bastante desapercibidos para el mercado.

Para el resto de bolsas europeas el comportamiento ha sido dispar. Mientras FTSE británico y MIB italiano han cerrado planos, el DAX alemán y el CAC francés han registrado ganancias del 0,37% y del 0,85% respectivamente.

Entre los principales protagonistas se ha situado Telefónica, que ha sorprendido a todos anunciando que Álvarez-Pallete sustituirá a César Alierta como presidente. Los inversores han reaccionado con subidas al anuncio y la teleco ha logrado ser una de las mejores del Ibex al repuntar un 1,48% al cierre de la sesión. A la cotización le ha sentado bien la noticia ya que el mercado considera a Álvarez-Pallete un digno sucesor, además de que dará una imagen algo más joven y fresca para encarar un futuro orientado a la digitalización.

En el futuro más próximo Telefónica espera recibir el visto bueno de las autoridades de la competencia británicas a la venta de su filial O2, que es necesaria para reducir deuda e impulsar su plan estratégico. De esta aprobación depende que se reparta de manera íntegra el dividendo y de que se amortice autocartera, lo que aumentaría la participación de los actuales accionistas en el beneficio.

Po su parte, las acciones tipo B de Abengoa se han disparado un 28,40% después de evitar ayer la quiebra. Parece que las partes implicadas están dispuestas a llegar a un entendimiento para garantizar la continuidad de la empresa.

También han gozado de subidas los títulos de OHL tras poner fin a la crisis reputacional que tenía abierta en México. No obstante, el repunte del 4,12% hoy sabe a poco después de verla cotizar con ganancias del 12% en los primeros instantes de la sesión.

La jornada no ha sido propicia para las materias primas. El petróleo ha registrado pérdidas superiores al 3% por lo que el barril Brent se encuentra por debajo de los 40 dólares por barril.

En el mercado de deuda, los bonos soberanos europeos han registrado una caída generalizada en sus rentabilidades. El bono español a diez años otorga en el mercado secundario una rentabilidad del 1,43%, por lo que la prima de riesgo se ha relajado hasta los 130 puntos básicos.

Felipe López-Gálvez, Selfbank