Economía

El Ibex recupera los 11.000 en una jornada de gran volatilidad

Sin noticias oficiales provenientes de las negociaciones entre Grecia y sus acreedores, los inversores se han centrado en lo que está sucediendo en el mercado de divisas. Los efectos colaterales de la fortaleza del dólar se están dejando notar en las bolsas.

El dólar se encuentra muy fuerte respecto al resto de divisas. Su tipo de cambio contra el euro ya se encuentra por debajo del nivel de 1,06, algo que está beneficiando especialmente a las compañías europeas con carácter exportador, y es por ello que índices como el DAX alemán (+2,66% hoy) puedan presumir de encontrarse en máximos históricos.

El Ibex ha quedado algo más rezagado (+1,10%). Esta subida le ha permitido recuperar los 11.000 puntos gracias a un arreón en la última parte de la sesión, aunque ha llegado a estar en negativo en algunos instantes de la misma.

Especialmente bien se está comportando el sector del turismo, que es uno de los más favorecidos tanto por la debilidad del euro como por los bajos precios del combustible. La aerolínea IAG (+3,33%), Amadeus (+1,24%) o las hoteleras Melia (+2,21%) y NH (+1,61%) son un buen ejemplo de ello.  La excepción ha sido AENA, que cede hoy más de un -3% y que da síntomas de agotamiento tras el éxito inicial de su salida a bolsa.

Ya en Europa han destacado los repuntes dentro del sector del automóvil, con marcas como Volkswagen, BMW o Daimler disparándose más de un +4%. La francesa Remy Cointreau ha ganado un +4,3% después de que Goldman Sachs elevase su recomendación a comprar, argumentando una mayor demanda en China y una mejora de los beneficios gracias al efecto divisa.

De las empresas europeas que han presentado resultados hoy hemos visto luces y sombras. Luces para Adecco y E.ON, que han repuntado un +5,7% y un +1,3% respectivamente. Peor le han ido las cosas a Deutsche Post, que ha perdido un -1,9% tras decepcionar con sus cuentas anuales de 2014.

En el mercado de deuda la prima de riesgo española ha vuelto a niveles por debajo de 100 puntos básicos, fruto del programa de compra de activos del BCE que comenzó el lunes. No obstante, la de Grecia regresa a los 1.000 puntos básicos, en el día en que se ha visto obligada a remunerar al 2,7% las letras a 3 meses que ha emitido esta mañana.

Self Bank

Foto: GTRES