Destacado Economía Nacional Noticias Política

El nuevo bono social permitirá trasladar a futuras facturas los descuentos no utilizados en el pasado

La modificación del bono social en la que trabaja el Ministerio para la Transición Ecológica permitirá que sus beneficiarios puedan obtener el descuento en la factura que no sea aprovechado en meses con menor consumo en otros en los que se necesite más electricidad.

Según ha podido saber Servimedia de fuentes del Ministerio, con este cambio un consumidor que esté de vacaciones en agosto y tenga un consumo mínimo podrá trasladar los kilovatios hora (kWh) con derecho de descuento no consumidos a otros meses. Este cambio será posible porque para determinar el descuento se va a tomar como referencia el consumo anual total y no el mensual.

Por otro lado, el Gobierno va a ampliar también los límites de consumo básico, que actualmente oscilan entre 100 y 300 kWh en función del tipo de hogar. La intención del departamento dirigido por Teresa Ribera es acercar dichos límites a los valores medios reales de consumo de los hogares acogidos al Precio Voluntario al Pequeño Consumidor, la tarifa regulada, que se sitúan de media por encima de los 300 kWh mensuales y cerca de los 4.000 anuales.

Además, Transición Ecológica tiene previsto ampliar el plazo del 8 de octubre para renovar el bono, tratando de evitar en la medida de lo posible parones en la cobertura de quienes son beneficiarios del bono social antiguo. En la elaboración de estas modificaciones, el Gobierno ha tenido en cuenta las observaciones de la Plataforma del Tercer Sector, con la que el Ministerio está trabajando.