El Tribunal Supremo acepta los recursos de Movistar y Disney

La nueva normativa les obliga a financiar obras audiovisuales europeas con el cinco por ciento de sus ingresos

El Tribunal Supremo ha admitido los recursos que Distribuidora de Televisión Digital (DTS), que pertenece a Movistar, y Walt Disney Iberia han interpuesto ante el Real Decreto 988/2015 de 30 de octubre que obliga a las compañías audiovisuales a financiar anticipadamente determinadas obras europeas.

A través de este Real Decreto, aprobado por el Gobierno el pasado mes de octubre, estas compañías estarían obligadas a contribuir a la producción de nuevas películas con, al menos, el cinco por ciento de los ingresos del ejercicio anterior.

Este nuevo reglamento viene a modificar la normativa de 2004, para adaptarse a la Ley General de Comunicación de 2010. Mientras tanto, el Ministerio de Industria ya habría declarado que las nuevas disposiciones se ampara en la Directiva Europea sin Fronteras de la Unión Europea.

Diario Financiero

Entrevistas

Crónica de bolsa

Lo más leído

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies