Política Sectores

Europa concede 3.000 millones de euros a Turquía para contener la llegada de refugiados

Bruselas se compromete a acelerar el proceso de adhesión a la UE, congelado desde hace años 

La Unión Europea se compromete a conceder 3.000 millones de euros a Turquía para que se quede con los más de 2,2 millones de refugiados sirios y detener también la llegada de más inmigrantes.

Es una decisión acordada en la cumbre celebrada ayer en Bruselas, por la que se compromete también a acelerar el proceso de adhesión del país a la UE y liberalizar los visados a los ciudadanos turcos en octubre de 2016 siempre y cuando Ankara contenga la inmigración hacia Europa.

Asimismo, han acordado aplicar un plan de acción que ayudará a “organizar los flujos migratorios y a contener la inmigración irregular”. De esta forma, Ankara se compromete a reforzar el control de sus fronteras, aceptar la devolución plena de personas en situación irregular llegados a Europa desde su territorio para junio de 2016 y a combatir las redes criminales.

Un proceso de adhesión parado desde 2007

El proceso de adhesión de Turquía a la Unión Europea lleva paralizado desde 2007 y la declaración aprobada en la cumbre solo hace referencia al capítulo 17 del proceso, que se refiere a las políticas económicas y cuya apertura será abordada en una conferencia intergubernamental que tendrá lugar el 14 de diciembre.

Los otros cinco capítulos que quería impulsar Ankara se dejarán para más adelante ante las reticencias que despierta esta cuestión en socios comunitarios como Grecia y Chipre, países que mantienen disputas históricas con Turquía. Estos capítulos son los dedicados a energía, justicia y derechos fundamentales, justicia y libertad, educación y cultura y políticas de defensa, casi todos ellos congelados desde 2009.

Por su parte, la Comisión Europea se compromete a realizar los preparativos de adhesión necesarios en el primer trimestre de 2016, aunque serán los estados miembros los encargados de tomar la decisión final.

Yasmina Pena