Edición Limitada

¿Europa unida?

¿Una Europa unida? Una pregunta que muchas veces se ha formulado pero que no tiene una respuesta fija, eso sí, la ampliación de la Unión Europea continúa eliminando barreras dentro del continente.

Este cambio se nota con el aumento de Estados miembros. De 6 miembros fundadores se ha pasado a 28 países,  y parece que el número va a seguir aumentando ya que hay 8 posibles candidatos. Albania, Antigua República Yugoslava de Macedonia, Islandia, Montenegro, Serbia y Turquía ya están incorporando la legislación de la UE a su Derecho nacional, mientras que Bosnia y Herzegovina y Kosovo, candidatos potenciales, todavía no cumplen los requisitos para ingresar.

El continente se quiere unir en torno a los valores y objetivos comunes de sus habitantes, sin embargo, en las urnas no se demuestra ese sentimiento de una Europa unida, cuando menos del 50 por ciento de los españoles acudió a ejercer su derecho a voto. Un sentimiento europeo, por lo general, muy débil debido principalmente a motivos históricos, culturales y lingüísticos.

En sus comienzos la UE fue creada como un proyecto de paz y de estabilidad para el continente europeo. Una de las cosas que demostrarían que realmente el continente es uno, además de la moneda única en todos los miembros,  es el establecimiento de llamadas. Activar el roaming, que está relacionado con la capacidad de los móviles para moverse de una zona de cobertura a otra,  es una de las primeras cosas que hay que hacer cuando se va a  cambiar de país si se quiere poder llamar por teléfono, aunque sea dentro del mismo continente.

El proyecto de integración europeo ha aportado el mayor período de paz del continente y la cooperación permite afrontar desafíos semejantes.

Europa tiene que estar unidad socialmente y ser competitiva, lo que llevará a una mayor solidaridad entre los diferentes países miembros. Las claves para conseguir esa unión están en la innovación y en el desarrollo tecnológico, por lo que a esto se refiere, la Unión Europea está inmersa dentro de la tecnología 5G,  que será fundamental para soportar el incremento del consumo de Internet inalámbrico, por parte de personas, máquinas y objetos.

Mª Asun Ten