Garamendi: «los empresarios aplican el SMI e insto a los sindicatos a denunciar si ven irregularidades»

El presidente de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), Antonio Garamendi, defendió este jueves la aplicación por parte de los empresarios de la subida del salario mínimo interprofesional (SMI) a 900 euros mensuales e instó a los sindicatos a denunciar si detectan una mala traslación como denuncian.

A renglón seguido el portavoz de los empresarios alertó sobre el “perjuicio muy grande” que su imposición está generando en contratas públicas vigentes al subir el coste de personal sin elevar el presupuesto de concesión.

Así lo indicó antes de participar en unas jornadas sobre gobierno corporativo organizadas por la CEOE, junto Amrop y Seelinger & Conde, al ser cuestionado sobre la denuncia de CCOO de que “cientos de miles” de empleados no se están beneficiando de la subida del 22,3% en el SMI porque las empresas computan para su cálculo pluses que no deberían, sobre todo, en el sector del campo, la hostelería o servicios de seguridad.

Garamendi se mostró convencido de que “la mayoría de la gente lo aplica”, incluso gente que “se piensa que no es empresaria y lo es, como es el caso de las empleadas del hogar” y defendió que las empresas que representa la CEOE “en gran medida están por encima de ese salario.

Conminó, no obstante, a los sindicatos a pasar a la acción si ven irregularidades porque la ley es clara: “En caso de que no se aplicara, hay un tema muy claro; que se denuncia y ahí está, entiendo que la mayoría de gente lo aplica”.

En el caso particular del sector del campo devolvió la pelota a los sindicatos reprochando que “esto pasa cuando el diálogo social no funciona porque algunos se lo saltan”, en alusión a que en una negociación se habrían abordado todas las circunstancias de los diferentes sectores buscando soluciones.

El presidente de CEOE denunció, sin embargo, la situación que la subida está provocando en las contratas públicas, ya que el acuerdo nacional de convenios con los sindicatos exige aplicar la revalorización a las empresas concesionarias pero no obliga a la Administración a revisar su presupuesto para compensar la subida sobrevenida de esos costes salariales.

“Me refiero a contratas de limpieza de los ayuntamientos u otros elementos donde creo que se está haciendo un daño, un perjuicio muy grande, a empresas porque entiendo que si hay que subirlo las primeras que tienen que ser conscientes sobre estos tiene que ser las propias instituciones del Estado”, demandó en alusión a los contratos ya en vigor. En las nuevas licitaciones las empresas pueden o no acudir al concurso si juzgan insuficiente el presupuesto para cubrir sus gastos.

RECONDUCIR EL DEFICIT

El presidente de CEOE relativizó por otro lado el debate sobre su impacto en la creación de empleo “porque nunca se va a poder estudiar cuántos empleos se hubieran cread” sin el incremento.

Al ser cuestionado sobre el esfuerzo reclamado por Bruselas en materia de deuda y déficit, Garamendi defendió la necesidad de avanzar en esa dirección lo diga o no la Comisión Europea para que el país “sea competitivo”.

“Nosotros tenemos que hacer los deberes y autogestionar nuestro país”, indicó subrayando que una deuda que representa el 97% del PIB “es muy alta” y “hay que devolverla”. “La preocupación que debiéramos tener para que España sea competitiva es intentar rebajarla”, concluyó.

Entrevistas

Crónica de bolsa

Lo más leído

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies