Política Sectores

Grecia contradice a Bruselas y aumenta el salario mínimo para los próximos años

El Gobierno de Alexis Tsipras ha presentado hoy un proyecto de ley para aumentar el salario mínimo en dos plazos y restaurar los convenios colectivos. La nueva propuesta, que prevén aprobar en mayo, contempla la subida hasta los 650 euros mensuales en octubre y a los 751 en julio de 2016.

La nueva reforma prevé también el aumento de un 11 por ciento la prestación por desempleo que pasaría de los 360 euros actuales hasta los 400. Según datos del gobierno heleno, el total de este paquete de medidas supondría un desembolso de 30 millones de euros, de los cuales 11 millones ya se han gastado este ejercicio.

A finales de 2012, Atenas redujo el salario mínimo interprofesional que pasó de los 751 euros a los 586, 511 euros para los menores de 25 años. El por aquel entonces presidente griego, Lucas Papademos, aceptó el segundo rescate del Eurogrupo que recomendó esta bajada salarial para facilitar la inserción laboral de los jóvenes.

Dificultades en la financiación

Atenas ha emitido esta tarde una orden legislativa en las que insta a las entidades del sector público para que transfieran al banco central helenos todas sus reservas de efectivo inactivas, para  hacer frente a la escasez de fondos que atraviesa el país.

Hasta el momento, el ejecutivo de Tsipras ha estado haciendo uso de las reservas de fondos de pensiones para entidades del sector público gracias a los pactos de recompra para cubrir sus necesidades.

Grecia debe pagar al Fondo Monetario Internacional (FMI) casi 1.000 millones de euros el próximo mes de mayo. El país ha subrayado su voluntad de honrar las obligaciones de su deuda.

Foto: GTRES