Política Sectores

Grecia en la cuerda floja: Atenas cubre los 400 millones que necesita con la ayuda de las cajas de pensiones

Los préstamos son a corto plazo y reportarán intereses del 2,5 por ciento a las cuentas

Esta mañana, el viceministro griego de Finanzas, Dimitris Mardas, ha confirmado que las arcas helenas están bajo mínimos desde el pasado mes de febrero y que este mes logrará aprovisionar los 400 millones de euros que necesita gracias a las aportaciones de algunas cajas de pensiones que se han ofrecido a prestar el dinero al Estado.

El pasado lunes, Atenas publicó un decreto que obligaba a todos los organismos públicos a transferir sus reservas en efectivo al Banco de Grecia. Esta decisión ha provocado que los municipios contestaran con celeridad al decreto con una resolución en la que se niegan a desembolsar sus provisiones hasta que mantengan una reunión con Alexis Tsipras.

El propio Mardas ha sido el encargado de reunirse con los alcaldes del país donde les ha anunciado que los préstamos son a corto plazo y les reportarán unos intereses del 2,5 por ciento a sus cuentas.

Difícil financiación

Por el momento, Grecia solo recibe financiación europea gracias al mecanismo urgente de liquidez del Banco Central Europeo (BCE). Esta semana, Grecia negociará en Riga (Letonia) el desbloqueo de un tramo del último rescate europeo.

Yannis Varoufakis, ministro de Finanzas heleno, se enfrentará a los ministros del ramo en la nueva reunión del Eurogrupo donde estudiarán un nuevo paquete de reformas helena. Sin embargo desde Bruselas no se muestran muy optimistas con alcanzar un acuerdo.

En mayo, el país debe devolver dos tramos del préstamo del Fondo Monetario Internacional (FMI) por un valor de casi 1.000 millones de euros, además de hacer frente al pago de salarios y pensiones que mensualmente asciende a algo más de 1.000 millones de euros.