Begoña Barberá recibe el premio de manos de Sue Stephenson