PYMES Sectores

Juan Lazcano: “Los sindicatos han aceptado la subida salarial porque son gente civilizada”

El convenio se revisaría en 2016 si el sector crece a ritmos de entre el 1,2 y el 1,5 por ciento

El presidente de la Confederación Nacional de la Construcción (CNC), Juan Lazcano, ha afirmado que la subida salarial del 0,6 por ciento en el sector de la construcción podría revisarse en 2016 “siempre y cuando el sector evolucione de forma positiva”. Ésto significaría que la “industria” debería crecer “en cifras parecidas a las de 2015, de entre el 1,2 y 1,5 por ciento”.

La subida de nóminas pactada en el convenio colectivo de la construcción y que afecta a 670.000 trabajadores, es cuatro décimas inferior a la que se está negociando por Comisiones Obreras y UGT en la mesa de negociación sobre el pacto salarial, circunstancia que ha sido posible por la “paz social” del sector. En una entrevista concedida al programa Pulso Empresarial de Gestiona Radio, Lazcano ha insistido en que el sector “está aún convaleciente y los sindicatos, que son gente civilizada, han sido conscientes de ello”.  Una convalecencia que el presidente de la CNC ha querido puntualizar con los datos del último informe que ha realizado la Confederación en el que se recoge que una caída de la producción del -2,36 por ciento (100.000 milones de euros) con respecto al año pasado, y que se repite en el caso de la obra nueva y de la reforma, con retrocesos del 1,74 y 2,29 por ciento respectivamente. Además, en lo que respecta al empleo, “es cierto que hemos alcanzado de nuevo el millón de afiliados pero antes eramos 2.430.000”.

Continuando con el pacto salarial, el presidente de la CNC ha sido muy crítico con ‘sus mayores’  a los que ha enviado un mensaje “la negociación colectiva debe modernizarse y tiene que incorporar la creación de empleo y la innovación para formar un collage que mejore la competitividad de nuestras empresas”.

Rehabilitación y alquiler

La rehabilitación ha sido otra de las cuestiones en las que más se ha detenido Lazcano “si arrancase se generarían entre 200.000 y 250.000 empleos”. De hecho, ha explicado que por cada millón de euros que se invierte en obra nueva se crean 18 puestos de trabajo, cifra que se duplica hasta los 36 nuevos empleos directos e indirectos en el caso de la rehabilitación. Fiscalmente también es un segmento rentable que proporciona unos ingresos de 3,14 millones de euros, lo que podría incrementase notablemente de aprovecharse el filón de los 964.000 edificios en estado ruinoso con los que cuenta el censo de nuestro parque inmobiliario.

No obstante todo pasa por “resolver el problema de la financiación” y para ello desde la CNC se han realizado varias propuestas a la Administración, las más destacables: que las cargas financieras de la industria tengan el mismo tratamiento que el de las Comunidades, y que se cree un fondo de previsión energética “similar al Saeca, que garantice la inversión”.

Con respecto a los fondos buitre, Lazacano les ha dado la “bienvenida” y considera que son positivos ya que apuestan por la adquisición de inmuebles vacíos para “ponerlos en alquiler. Tendemos a una nueva cultura”, ha concluido.

No volveremos a la burbuja

Desde la perspectiva de la Confederación, los bancos se han convertido en un complemento que ayuda a dar salida a un stock de viviendas que “se está consumiendo más rápidamente de lo previsto”. Aunque esto no preocupa en el seno de la industria ya que “la lección, en la que también ha tenido algo que ver el tabernero, ha sido muy dura”.

En este sentido cabe también destacar que el avance en la compra de vivienda usada no se corresponde totalmente con la realidad ya que una vivienda de más de dos años, aunque haya permanecido cerrada, se considera usada.