Nacional

La banca ganó 2.243 millones hasta marzo

Los bancos españoles cerraron el primer trimestre del ejercicio con un beneficio neto conjunto de 2.243 millones de euros, lo que muestra un descenso del 28,6% con respecto a los 3.140 millones de beneficio de un año antes. Según los datos presentados este miércoles por la Asociación Española de Banca (AEB), estos resultados se han logrado en un trimestre “no propicio” para la actividad bancaria, aunque con algunas mejoras.

Este descenso del beneficio se explica por la falta de extraordinarios registrada en el trimestre, mientras que hace un año los ingresos extraordinarios sumaron 829 millones de euros. Por su parte, si se analiza el agregado de la cuenta de resultados individuales, el beneficio fue de 1.913 millones de euros, un 49,1% más sobre los 1.348 millones del primer trimestre de 2013. Junto a ello, el margen de intereses cayó un 11% hasta marzo, mientras que el margen bruto creció un 9,7% en tasa interanual.

Además, el crédito a la clientela sumó 1,34 billones de euros, lo que representa un descenso del 4,8% en comparación con el primer trimestre del año precedente, mientras que los depósitos rozaron los 1,2 millones, un 1,3% menos. La morosidad continuó creciendo en los primeros compases del ejercicio. En concreto, la tasa de morosidad ha pasado del 6,87% en marzo de 2013 al 8,54% en marzo de este año. Los datos de los estados individuales de la banca ponen de manifiesto que la morosidad escaló hasta el 14% en marzo, desde e 10,67% de hace un año.

 

INDICADORES ALENTADORES

 El secretario general de la AEB, Pedro Pablo Villasante, afirmó que hay indicadores “alentadores” para la economía española, aunque la recuperación es todavía “frágil”. En opinión de Villasante, el entorno para el negocio financiero es “más favorable”, pero es preciso continuar con el “esfuerzo” y con las reformas “que nuestra economía necesita”.

En este sentido, el secretario general de la patronal bancaria admitió que los bancos “seguimos comprometidos” con la recuperación económica. Por ello, afirmó que se ha constatado un “cambio esperanzador” en la evolución del crédito bancario a empresas y familias. Villasante reconoció que, a pesar de que se trata de resultados “positivos”, son todavía “modestos” aunque el presente ejercicio irá “de menos a más” y a final de año las rentabilidades y los beneficios crecerán.

 

RECUPERAR RENTABILIDAD

El secretario general de la AEB se refirió también a la rentabilidad de la banca española y afirmó que al menos hasta el año 2016 no volverá a la normalidad. “La tendencia es claramente a mejor y todas la entidades dicen que están luchando pro la rentabilidad y que este año y 2015 todavía será duro”, puntualizó Villasante.

El ‘número dos’ de la patronal bancaria insistió en que la tendencia es “creciente” y “gradual” hacia la mejora de las rentabilidades y que 2016 será el horizonte para la vuelta a la normalidad.

“Estamos haciendo un esfuerzo y sufriendo la inercia de la recesión y no se está viendo todavía en la cuenta de resultados estas mejoras de tendencia”, indicó Villasante, tras afirmar que el entorno es ahora más “sólido, estable y propicio” para la banca.