Sectores

La exposición excesiva al sol puede producir importantes lesiones oculares en niños y personas mayores

La exposición excesiva al sol puede producir importantes lesiones oculares, como conjuntivitis o queratitis, que pueden derivar en daños más graves. Por ello, el director médico del Instituto Oftalmológico Fernández-Vega, el doctor Luis Fernández-Vega, recomendó a niños y personas mayores la utilización de gafas de sol.

“Si bien tomar el sol regularmente y con prudencia aporta importantes beneficios para la salud, en exceso puede producir muchos problemas sobre nuestros ojos. Así, una fuerte exposición a la luz del sol y a la radiación ultravioleta puede causar, entre otras cosas, conjuntivitis o queratitis, una inflamación de la córnea que, además de la molestia ocular que conlleva, puede introducir otras alteraciones, como cicatrices en la córnea o molestias de secreción lagrimal”, advirtió.

En los niños, el uso de gafas de sol “prevendrá posibles casos de conjuntivitis y queratitis, que si bien son problemas más banales que los que pueden darse en las personas de más edad, no dejan de ser molestos e incómodos”, explicó Fernández-Vega, que también es presidente de la Sociedad Española de Oftalmología (SEO).

“En el caso de los mayores, este beneficio es todavía mayor ya que la luz puede producirles importantes daños en sus estructuras oculares”, señaló este experto.

Asimismo, recomendó que a la hora de comprar unas gafas de sol, “debemos hacerlo en ópticas”, y recalcó: “Frente a la disyuntiva de ponernos unas gafas compradas en un mercadillo o no ponernos nada, es preferible no usar ninguna gafa”.

También aseguró que unas buenas gafas de sol deben tener un filtro que absorba al menos un 75% de la luz visible y bloquee toda la luz ultravioleta.

Fuente: Servimedia