Internacional

La hora límite de Grecia

El pasado jueves, el ministro de Finanzas griego, Yanis Varoufakis, envió al  Eurogrupo y a la Comisión una carta en la que pedía la extensión del programa actual que expira el próximo 28 de febrero y no la del programa de rescate como le exigían sus socios europeo. Recientemente, el Gobierno heleno hizo públicas las líneas rojas que no iban a cruzar y que han sido el principal punto de desencuentro con el Eurogrupo.

En los documentos hechos públicos por el ejecutivo de Tsipras, también anunciaron varias medidas en las que han cedido a las presiones de los ministros del ramo.

  1. Mantener el equilibrio presupuestario
  2. No aplicar quita sobre el nominal de las deudas
  3. Respetar los compromisos de pago
  4. Aceptar una misión de la Comisión Europea que supervise que se cumplen los compromisos adquiridos

Este viernes, el Eurogrupo decide sobre si la asistencia financiera a Atenas se prorroga hasta agosto o, por el contrario, se rechazan las propuestas helenas. ¿Qué pasaría si no se alcanza un acuerdo?

Grecia dejaría inmediatamente de recibir los fondos del plan de rescate europeo, unos 1.800 millones de euros. Además, desde Aspain 11 Asesores Financieros EAFI, apuntan a que el BCE podría suspender el programa de acceso de urgente a los fondos de liquidez a los bancos helenos, lo que provocaría un colapso en la economía griega.

Aspain 11 explica que el principal problema de Grecia radica en que su economía no tiene las herramientas necesarias para hacerla crecer y crear actividad productiva. Según datos de esta asesoría financiera, la deuda pública helena asciende a más de 315.509 millones de euros, lo que supone el 176% del PIB (en 2013, la cifra se situaba era del 174,9%).

Consecuencias del ‘Grexit’

Las consecuencias serían devastadoras para Atenas, aunque Europa también se vería afectada. Aunque el PIB griego representa tan solo el 1,84% del total de la Unión, el 68% de la deuda pública helena está en manos de los socios europeos y del FMI. Alemania sería el más damnificado, al tener 72.720 millones de euros, ya sea de manera directa o a través del BCE.

 

Foto: GTRES