Economía Nacional

La tasa de paro juvenil se triplica desde el comienzo de la crisis

Los jóvenes españoles, menores de 25 años, han triplicado la tasa de paro desde el inicio de la crisis, según un informe de Asempleo que cita datos de la Encuesta de Población Activa.

La tasa de desempleo de los jóvenes españoles ha pasado del 17,9 por ciento, en el tercer trimestre de 2007, al 51,8 por ciento a finales de 2014. En concreto, el número de parados menores de 25 años está en 813.700 personas, un 76,2 por ciento más que al inicio de la crisis, cuando se situaba en 461.700 personas.

Uno de cada diez parados generados desde el inicio de la crisis es menor de 25 años, es decir, un 10 por ciento del total del incremento del paro sufrido en este período. Por grado formativo, la educación primaria representa el grueso para este grupo.

El 47,6 por ciento de los jóvenes españoles desempleados llevan buscando empleo sin éxito desde hace más de un año. Mientras la población activa nacional ha aumentado un 2,1 por ciento desde el comienzo de la crisis, el colectivo de jóvenes menores de 25 años ha bajado un 39,2 por ciento.

En relación a los menores de 25 años que sí están ocupados,  en general son trabajadores de los servicios de restauración, personales, protección y vendedores (un 37,6 por ciento), seguida de las ocupaciones elementales, que emplean al 23,7 por ciento de este grupo.

Por comunidades autónomas, Castilla La Mancha, Canarias y Andalucía tienen las perores tasas de paro juvenil, con niveles que van del 62,3 por ciento al 59 por ciento. El mejor registro es el de Navarra con una tasa del 39,1 por ciento. En el último año, La Rioja, Andalucía y Cantabria han sido las comunidades donde más empleo se ha creado, un 16,7 por ciento, un 13,1 por ciento y un 11,5 por ciento, respectivamente.

Mª Asun Ten