Noticias Política Sectores

Las Comunidades Autónomas se “amotinan” contra los objetivos de déficit del Gobierno

Los Consejeros piden una subida de tres décimas para 2016, hasta el 1%

Como en Fuenteovejuna. Las Comunidades Autónomas se han amotinado contra los objetivos de déficit propuestos por el Gobierno para el periodo 2015 – 2016 y así se lo están haciendo saber esta misma tarde al ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, Cristobal Montoro que preside el Consejo de Política Fiscal y Financiera.

La demanda común de las Autonomías pasa por incrementar los objetivos del 0,7 por ciento para 2015, que se recogen en el Programa de estabilidad presupuestaria del Gobierno en al menos tres décimas para este año. Además de proceder a una revisión de hasta de cinco décimas en los exigidos para 2016.

Llama la atención que incluso Autonomías en las que Gobierna el Partido Popular se muestran reacias a dar el sí. Es el caso de Castilla y León su Consejera, Pilar del Olmo explicaba a la entrada de la reunión que “el exigente objetivo que nos pide el Gobierno de España obliga a hacer un gran esfuerzo a las autonomías” y que el cumplirlos o no “dependerá de los ingresos del modelo de financiación”. Del Olmo ha dejado caer que no apoyarán las pretensiones del Ejecutivo a no ser que se confirmen la inyección de 10.000 millones de euros a la financiación autonómica que “podrían hacer cambiar el sentido del voto”.

Del Olmo ha apuntado al desequilibrio y la desigualdad de un sistema que reserva a la Administración central el 80 por ciento de los objetivos de déficit publico y “el resto nos lo repartimos entre Comunidades Autónomas y Ayuntamientos”.

En la misma línea de injsuticia se ha manifestado el Consejero Catalán de Economía Andreu Mas – Colell que ha calificado la propuesta de “irreal y propia de vivir en un mundo de ficción”. Mas – Colell ha dejado claro que en Cataluña no cumplirá “la propuesta es infactible. Hay que recoocer la realidad y quien tiene los márgenes de ajuste en gasto es la Administración Central”.  

 

A la recién estrenada consejera de Economía andaluza, María Jesús Montero, tampoco le han dolido prendas al acusar al Gobierno de incumplidor “a las Comunidades Autónomas se nos exige llegar a un equilibrio estructural en 2018 cuando es el Estado quien está incumpliendo. Las autonomías han cumplido y están saneadas, sin embargo el gobierno se empeña en mostrarnos a nosotros como los despilfarradores”.

Montero ha afirmado que desde la Junta de Andalucía se van a oponer firmemente a financiar “medidas electorales que le puedan interesar al Partido Popular” y que sólo aceptarán aquellas que “vengan a resolver los problemas de las familias, permitan recuperar los de derechos de los empelados públicos, y la mejora en pensiones, servicios sanitarios y educación”.

Otro de que se ha dirigido a los medios ha sido Andrés Carrillo, consejero de Hacienda por Murcia, quien ha destacado que a pesar de que las políticas económicas llevadas llevadas a cabo por el Gobierno han sodo “clave”  para acabar con la recesión e iniciar el crecimiento “estamos mal financiados y no podemos cumplir los objetivos de déficit. Nuestros ingresos no pueden creecer porque el sistema de financiación nos penaliza”.