Curiosidades {DF}

A las empresas españolas les cuesta adaptarse a los cambios de mercado

Cuando se habla del desarrollo de las empresas no se puede evitar mencionar la capacidad de adaptación a los cambios, su factor esencial. Un elemento que ha cobrado más importancia con la globalización, que ha endurecido la competencia.

Según el Instituto de Estudios Económicos, ir por delante de lo que demanda el mercado permite el crecimiento de las empresas, hasta cuando el entorno les resulte poco favorable.

Por lo que respecta a las empresas españolas, en general en este aspecto no demuestran saber adaptarse muy bien a los cambios, aunque hay muchas empresas punteras que destacan por disponer de una visión global de los negocios y una rápida y permanente adaptación al cambio.

Institute for Management ofrece, en su Anuario de Competitividad Mundial 2014, una clasificación de los países que destacan por su gran capacidad de adaptación a los cambios de mercado. El ranking de los diez primeros países lo lidera Suiza, seguido de Dinamarca, Irlanda, Hong Kong, Alemania, Malasia, Estados Unidos, Suecia, Israel y Letonia. España por su parte ocupa el puesto 50 y la clasificación la cierra Croacia en el puesto 60.

Foto: GTRES