Empresas

Las franquicias incrementan un 2,8% el empleo y un 0,5% la facturación en 2014

El sector de franquicias cerró el ejercicio 2014 con una facturación de 25.879,5 millones de euros, un 0,5 por ciento más que los 25.867,3 millones de euros ingresados en 2013, mientras que el empleo se elevó un 2,8 por ciento, lo que significa que el modelo de negocio sigue impulsando el empleo en España, según se desprende del informe ‘La franquicia en España 2015’ realizado por la Asociación Española de Franquiciadores (AEF).

“En facturación global del sistema se ha crecido de forma simbólica, pero no podemos hablar de estancamiento. Si bien es cierto que este cambio aún no se ha producido en lo facturado por los establecimientos franquiciados y sí en los de carácter propio. Es un dato positivo que hayamos registrado este crecimiento, que nos permite augurar mejores perspectivas para la franquicia de aquí en adelante”, ha subrayado el presidente de la AEF, Xavier Vallhonrat.

Por sectores, la alimentación se ha mantenido un año más como el de mayor facturación del año, con un total de 9.434,7 millones de euros, seguido por la hostelería y ‘fast-food’ (2.604,2 millones de euros) y de restaurantes y hoteles, que ingresó 2.138,6 millones de euros.

Respecto al empleo, el modelo de negocio de franquicia demuestra que sigue creando trabajos en España. A cierre del año había un total de 248.914 personas trabajando en el conjunto del sistema, lo que supone un incremento del 2,8 por ciento respecto a 2013.

En concreto, de esa cifra 89.092 personas trabajaban en locales propios, y los 159.822 restantes en establecimientos franquiciados, mientras que por sectores el que más empleo generó fue la alimentación, seguido por hostelería y ‘fast-food’ y hostelería, restaurantes y hoteles. “El sistema de franquicias es una fórmula generadora de empleo”, ha recalcado Vallhonrat, que ha destacado que seis sectores acaparan el 57 por ciento de la ocupación.

El número de redes crece un 10,3 por ciento

El informe muestra que el número de redes se ha incrementado un 10,3 por ciento en 2014, hasta alcanzar los 1.199. “El número de redes no ha dejado de crecer en 2005, ni siquiera en época de crisis, lo que significa que existe confianza empresarial en este modelo de negocio”, ha señalado el presidente de la AEF, Xavier Vallhonrat.

El directivo ha explicado que este crecimiento se ha visto impulsado por las 12 nuevas firmas del sector de la alimentación, que a cierre de 2014 suma 72 redes en total, seguida por las 8 nuevas del sector asesorías y servicios de empresas, mientras que entre los sectores en los que han desaparecido cadenas figuran los de fotografía, con tres firmas menos debido a los cambios de los españoles con las nuevas tecnologías, y dietética y parafarmacia, que pierden dos referencias.

Por lo que hace referencia al número de establecimientos operativos, a cierre de 2014 había un total de 63.869 locales funcionando en España, un 8 por ciento más, de los cuales 19.250 eran de carácter propio y los 44.619 restantes, franquiciados.

“El alto ritmo de aperturas producidas en 2014 puede que tenga su base en la mejora de la economía que empezó a notarse en el último trimestre de 2013 y en el regreso, lento aún, pero sostenido, de las entidades bancarias a la que debe ser su actividad principal, la concesión de crédito y que es fundamental para el sistema de franquicias”, ha explicado el director gerente de la AEF, Eduardo Abadía.

Respecto a las comunidades autónomas, la Comunidad de Madrid se mantiene al frente con 308 centrales franquiciadoras, seguida por Cataluña (288), la Comunidad Valenciana (145) y Andalucía (130), mientras que en facturación se encuentra una “gran diferencia”, ya que la capital española lidera con 12.053,6 millones de euros, seguida por Cataluña que facturó 6.122,9 millones de euros.

Europa Press