Sectores

Los establecimientos financieros de crédito se adaptan a la normativa europea

A partir de ahora el Banco de España supervisará su actividad

El pasado 29 de abril entró en vigor la nueva Ley de Fomento de la Financiación Empresarial que ha acabado con la ausencia de regulación de los establecimientos financieros de crédito (EFC) y además se ha adaptado a las normativas europeas vigentes.

La Ley 5/2015 ha aumentado el control a los establecimientos financieros, entre ellos los EFC. Asimismo, la nueva normativa aclara el régimen jurídico aplicable a estos establecimientos  tras dejar de ser considerados legalmente como entidades de crédito tras la aprobación del Real Decreto-ley 14/2013. Desde finales de noviembre, todos los EFC quedan sometidos al mismo tratamiento tributario que las entidades de crédito y además rigen por la normativa aplicable a éstas. Sin embargo, a los EFC  no se les puede aplicar los requisitos prudenciales de las entidades de crédito, eso sí deberán rendir cuentas ante el Banco de España.

Después de varios meses de negociaciones y reivindicaciones el sector de los establecimientos financieros de crédito se adapta  a la regulación y supervisión  bancaria que ya habían experimentado la web de préstamos online Caspher.es y la especialista en minipréstamos Ferratum, gracias al respaldo bancario de Novum Bank que les ha permitido esquivar la crisis de liquidez de los mercados, entre otros aspectos.

En los últimos años, el mercado de las empresas especializadas en la concesión de minicréditos y créditos online ha ido creciendo con gran rapidez debido a la rápida tramitación de los préstamos solicitados por los clientes. Cashper.es ofrece a sus clientes préstamos de 50 a 600 euros con un límite de 200 para los nuevos clientes que lleguen a la web.

La facilidad para acceder a la petición y la rápida tramitación, 10 minutos, ha ayudado a que los clientes se decanten por este tipo de plataformas web para conseguir dinero rápido y devolverlo en el plazo de un mes, dependiendo de la cantidad del importe.