Economía

Los mercados, a la espera de novedades sobre Grecia

Las bolsas europeas recogen beneficios tras el festival que se desató ante la posibilidad de que Grecia esté cerca de alcanzar un acuerdo con sus acreedores. No obstante, Bruselas ha desmentido esta visión de las negociaciones que tiene el gobierno griego.

A la espera de noticias al respecto, los principales índices del Viejo Continente cotizan con pérdidas que rondan el -0,50%. El Ibex no es menos y se deja un -0,45% tras la primera hora de negociación, perdiendo por lo tanto los 11.400 puntos.

Mientras tanto, los mercados de deuda no se creen por el momento la cercanía del acuerdo y ven repuntar las primas de riesgo de los países periféricos. La de España cotiza en los 128 puntos básicos, la de Italia en los 133, la de Portugal en los 197 y la de Grecia por encima de los 1.000.

En España, el INE ha confirmado que en el primer trimestre nuestra economía creció un 0,9% intertrimestral y un 2,7% interanual, poniendo de manifiesto la buena senda de esta fase de recuperación. Las claves están siendo el consumo interno (crecimiento del 2,7% en las ventas minoristas) y el sector exterior, en el cual cada vez se reduce más el déficit comercial gracias al auge de las exportaciones.

A nivel corporativo, OHL es la que más baja del Ibex (-2,5%), aún afectada por la situación de su filial mexicana (OHL México), que acumula un descenso del 30% desde que salieron a la luz unas informaciones que apuntaban a irregularidades a la hora de adjudicarse contratos en el país. El propio presidente del país ha encargado una auditoria para investigar lo sucedido.

En la parte alta se sitúan Grifols (+0,8%) y Amadeus (+0,5%). Fuera del Ibex destaca la subida del 1% de las acciones de la inmobiliaria Colonial, que ha debutado en el mercado de deuda con una emisión de 1.250 Mn€.

En la sesión de ayer en Estados Unidos fueron protagonistas Tiffany y Michael Kors. La firma de joyería se alzó un 11%, en lo que fue su mayor subida intradiaria en más de 6 años. La compañía superó las expectativas del mercado con sus resultados trimestrales. La cruz fue la textil Michael Kors, que se desplomó un -24% por todo lo contrario, ya que sus resultados defraudaron y sus previsiones de cara a lo que queda de 2015 fueron muy pesimistas.

Felipe López-Gálvez, SelfBank