Nacional

Medidas para paliar los 150 millones de euros en daños por el temporal

El Gobierno cifró este viernes en 150 millones de euros los daños ocasionados por el mal tiempo que ha sufrido la fachada atlántica gallega y la costa cantábrica durante los dos primeros meses de este año, fundamentalmente los días 1 y 2 de febrero, aunque unos 20 millones están cubiertos por pólizas de seguros.

Así lo manifestó el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, en la que anunció la aprobación de un real decreto ley que contiene un paquete de medidas urgentes para paliar los daños de los diferentes temporales que ha afectado a unos 100 municipios costeros de las comunidades autónomas de Galicia, Asturias, Cantabria y País Vasco.

Entre las medidas que se adoptarán, el Gobierno convocará una línea especial de crédito del Fondo Financiero para la Modernización de Infraestructuras Turísticas para ayuntamientos y pequeñas y medianas empresas para reparar los perjuicios ocasionados en el citado periodo. Toda la inversión que el Ejecutivo realizará para hacer frente a los desperfectos del temporal se llevará a cabo gracias a créditos extraordinarios con cargo al Fondo de Contingencia de ejecución presupuestaria, según explicó el ministro del Interior en la rueda de prensa.

En cuanto a los daños de titularidad privada, Fernández Díaz afirmó que se concederán ayudas y deducciones fiscales a los que han sufrido perjuicios personales, en sus viviendas, vehículos y negocios. El ministro explicó además que se repararán urgentemente los daños en infraestructuras y edificios de carácter turístico de titularidad tanto privada como pública, “de forma que no haya ningún desperfecto para cuando empiece la próxima temporada turística”, remachó.

El Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente impulsará medidas en la costa por un valor aproximado de 35 millones de euros. “Estas actuaciones irán dirigidas a restaurar las infraestructuras dañadas, como paseos marítimos, accesos a playas, reposición de arena, protección y conservación de los elementos que integran el dominio público marítimo-terrestre, así como los trabajos complementarios para asegurar la sostenibilidad de la costa y mitigar los efectos de los temporales y galernas”, explica el departamento de Miguel Arias Cañete en una nota de prensa.

Con respecto al dominio público hidráulico se impulsarán medidas por valor de 9 millones de euros con objeto de restaurar y reparar los daños causados por las avenidas de agua y viento, limpieza, retirada de tapones y reparaciones destinadas a prevenir los daños de futuras venidas, así como de reparación de paseos fluviales y márgenes de los ríos.

En materia de infraestructuras rurales, Agricultura impulsará obras de emergencia, por un valor aproximado de 600.000 euros, para la reparación del Camino Natural ‘Ruta del Cantábrico’, también dañado por el temporal.

En el ámbito del Ministerio de Interior, se flexibilizan los requisitos exigidos para la concesión de ayudas en situaciones de emergencia, de manera que se amplía de uno a dos meses el plazo para presentar las solicitudes para cualquiera de estas ayudas, y se reduce de seis a tres meses el plazo para resolver.

Del mismo modo, se contemplan ayudas por daños personales (fallecimiento o incapacidad), por daños materiales en viviendas habituales y enseres, ayudas a los titulares de establecimientos industriales, mercantiles, agrarios, pesqueros y turísticos, y a personas físicas o jurídicas que hayan realizado prestaciones personales y de bienes. También se incluyen ayudas a las Corporaciones Locales por los gastos causados para hacer frente a estas situaciones de emergencia, como, por ejemplo retirada de arenas o limpieza de vías y paseos marítimos.

Asimismo, se facilita la acreditación de la titularidad de los inmuebles afectados, además de prever otras ayudas como la exención de determinadas tasas de tráfico a los damnificados, “por ejemplo en el caso de que tengan que renovarse la documentación para poder conducir en el caso de que la hayan perdido por culpa del mal tiempo”, comentó Jorge Fernández.

Por otro lado, el Gobierno implementará exención en el Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas de las ayudas por daños personales, y respecto de los bienes dañados, exención de cuotas del Impuesto sobre Bienes Inmuebles, reducción de cuotas del Impuesto sobre Actividades Económicas o la habilitación prevista para el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas para reducir los módulos de las actividades agrarias para fijar la cuota de los Impuestos sobre la Renta de las Personas Físicas y sobre el Valor Añadido.

En el ámbito laboral se recogen medidas de flexibilización del régimen laboral y exenciones de cuotas de la Seguridad Social. Se incluye la moratoria de hasta un año sin interés en el pago de las cotizaciones a la Seguridad Social de las empresas y los trabajadores por cuenta propia que hayan sufrido daños o pérdidas de actividad directamente derivadas del temporal, como es el caso de pescadores y mariscadores.

En cuanto al régimen de contratación, se flexibilizan alguno de los requisitos exigidos por la normativa en materia de contratos del sector público, se consideran obras, servicios, adquisiciones o suministros de emergencia aquellos que se realicen como consecuencia de los siniestros, cualquiera que sea su cuantía.

“Para coordinar todo el trabajo, el Ministerio del Interior creará una comisión de seguimiento en la que estarán representados todos los ministerios con competencias en este asunto”, explicó Jorge Fernández. En concreto, dicha comisión estará integrada por el Ministerio del Interior; Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas; Industria, Energía y Turismo; Empleo y Seguridad Social; Fomento, y el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente.

FUENTE: SERVIMEDIA