Política Sectores

Montoro se aferra al compromiso social de los Presupuestos “que necesitan los españoles”

Las cuentas se comprometen con el desapalancamiento de la economía

El ministro de Hacienda, Cristobal Montoro, ha arrancado el nuevo curso político enfrentándose a la, con excepción de UPN (Unión del Pueblo Navarro), unánime oposición de los grupos parlamentarios ante unos Presupuestos Generales del Estado para 2016 que destinarán el 53  por ciento a gasto social y que son “los que necesita España y su economía. Son los que necesitan los españoles porque no podemos permitirnos que la maquinaria económica se detenga”.

Montoro ha insistido en la “apuesta por crear empleo”  de los PGE para 2016 –lo quintos que presenta-  “son garantía de estabilidad económica, de rigor en el manejo de los recursos públicos y garantía de igualdad”. Las cuentas del año próximo “comprometen la acción política del Partido Popular” y continúan con otro de los grandes objetivos del Gobierno “seguir desapalancando los sectores económicos de España y reducir los niveles de deuda pública de España”.

En este sentido ha sido más que contundente al afirmar que el gobierno socialista “no nos hizo ni caso” ante las advertencias del riesgo que suponía para la economía española ante la subida de 7 puntos porcentuales del déficit público, alcanzando niveles del 10 por ciento sobre el PIB (Producto Interior Bruto) y ha acusado al Ejecutivo de Zapatero de “dilapilar” la estabilidad económica de España, “desplifarrar” y permitir que se dejasen de abonar facturas alcanzándose una deuda comercial de 35.000 millones de euros.

Patrón desconocido 

Haciendo un ejercicio de memoria histórica, Montoro ha iniciado su intervención comparando la posición de la renta media per cápita y la posición inversora de España que “ha pasado de significar 48,5 puntos del  PIB (Producto Interior Bruto) frente los tan sólo 5 de hace 15 años.” Así, el ministro de Hacienda ha hecho repaso de la política presupuestaria llevada a cabo por el Ejecutivo durante esta legislatura y que “ha posibilitado que crezcamos más que el resto de países desarrollados, con un ritmos de creación de empleo del 3 por ciento – el mismo que el PIB-”.

Recuperación que “vive un patrón desconocido, sin inflación, lo que se traduce en ganancia de poder adquisitivo y mayor competitividad”, que  con el tiempo se traducirá en creación de empleo y aumento de salarios. Y que además es “compatible con la capacidad de financiación de la economía española que supera el 1 por ciento del PIB”.

Asimismo, según ha explicado el titular de Hacienda en lo que va de legislatura la deuda de empresas y familias se ha reducido en más de 35 puntos, lo que traducido a términos monetarios significa una cantidad superior a los 450.000 millones de euros.

“Utopías inalcanzables”

El ministro de Hacienda alertado de las “utopías inalcanzables” de los grupos de izquierdas que, además, se han convertido en “socios potenciales” del Partido Socialista en algunas Comunidades Autónomas y municipios. Frente a ello Montoro ha insistido en que las propuestas del Gobierno “están basadas en la realidad económica que hemos construido estos últimos años”.

Prueba de ello es que los mercados han vuelto a recuperar la confianza “en un país que ha conseguido reducir su déficit estructural en 3 puntos”.