Sectores

Nadal señala a los inversores que la regulación solo da “garantías limitadas”

Así se ha expresado este jueves en una jornada celebrada en la sede de Repsol

El secretario de Estado de Energía, Alberto Nadal, ha señalado hoy que las garantías que se pueden dar a los inversores desde la regulación son “limitadas” y ha abogado por usar activos existentes, como las nucleares, “el máximo tiempo posible” antes de obligar a hacer más inversiones en otras fuentes.

Durante su intervención en una jornada sobre gobernanza energética organizada en la sede de Repsol, Nadal ha advertido de que, desde el punto de vista de la regulación, “no se puede garantizar al sector privado las consecuencias de cada uno de los cambios que se vayan a producir”.

Renovables sí, pero aprendiendo poco a poco
Nadal, que ha centrado su intervención en los retos que afronta el sector energético ante el cambio climático, ha defendido como una de las vías de solución el uso de los activos existentes, como las nucleares, en lugar de obligar a hacer fuertes inversiones en tecnologías alternativas cuya curva de aprendizaje sigue evolucionado.

Nadal ha señalado que tras 200 años de uso intensivo de la energía “nos hemos dado cuenta de que la atmósfera no era un bien libre y de que nos estamos cargando el clima”. Y ha continuado reconociendo que “ahora queremos poner derechos de propiedad a la atmósfera pero estamos muy lejos de llegar a una solución sobre el mercado global de CO2”.

De vuelta a la vía de sustitución de las energías fósiles por las renovables, Nadal ha advertido de que aunque la curva de aprendizaje de las energías alternativas avanza a gran velocidad “todavía no pueden competir de igual a igual” con las convencionales.

También ha cuestionado el trabajo y modelo de incentivos que se ha desarrollado en los últimos años. Así, ha llegado a revelar que en España “los tenemos mal colocados” y que aunque “pusimos más placas solares que toda la Humanidad” en unos años en los que eran 10 veces más caras que ahora. “Esperar es rentable pero el cambio climático no para y hay que asumir que el primero que entra pierde competitividad”, ha reconocido sobre esta cuestión.

Y ha querido finalizar su discurso sobre este polémico tema, asegurando que “hemos garantizado la rentabilidad de instalaciones que eran favorables al cambio climático, pero hemos distorsionado enormemente los mecanismos del mercado”.

El futuro de los hidrocarburos
Ante todo esto, Nadal ha abogado por asumir que los hidrocarburos van a estar presentes durante mucho tiempo, “no hay sustitución a corto plazo sin perder niveles de renta y bienestar de forma brutal”, y por apostar por renovables de manera paulatina conforme avance la curva de aprendizaje y sean más competitivas. Junto a esto, ha subrayado ese uso máximo de los activos existente, como la energía nuclear, por la eficiencia energética y por elevar las interconexiones energéticas.

EFECOM.