Noticias

Toda la banca obligada a traspasar su ladrillo al 'banco malo'

BlackRock y Oliver Wyman serán las encargadas de valorar todo el activo inmobiliario de la totalidad de la banca española, que posteriormente será “obligatoriamente” traspasada al ‘banco malo’ que pondrá en marcha el Gobierno.

Aumento de provisiones adicionales a los 30.000 millones

Dentro de esta segunda reforma financiera, en menos de tres meses, El Ejecutivo exige – ahora – unas provisiones adicionales de 30.000 millones para sanear la banca, y estipula, que las entidades que no puedan afrontar la exigencia de provisión, podrán acceder a dinero público.

La decisión de aumentar las provisiones a la banca por activos no problemáticos – del 7% al 30% – responde también a una nueva intentona por parte del Gobierno para apaciguar las dudas de los mercados, que de momento no reaccionan tal y como pretendía el Ejecutivo.

Estas provisiones, se llevará a cabo tal y como han venido haciéndose hasta el momento, es decir, con cargo a los resultados. Tal y como adelantaba la vicepresidenta del Gobierno, Sáenz de Santamaría, si una entidad no puede provisionar tal cantidad, el Estado inyectará todo el dinero público que necesite.

Eso sí, el ministro de Economía, Luis de Guindos ha querido dejar claro que "estas inyecciones de capital no son ayudas públicas porque son préstamos que pagarán un tipo de interés del 10%".

Toda la banca obligada a traspasar todo su activo inmobiliario

 Con respecto a la tasación independiente, que previsiblemente realicen BlackRock y Oliver Wyman, no sólo se valorarán los activos inmobiliarios de todos los bancos, sino también toda la cartera de la banca para mandar un mensaje de transparencia del sector financiero de cara al exterior y a las dudas internacionales.

Así lo ha confirmado De Guindos quién ha destacado que estas medidas responden a la voluntad de "transparencia absoluta" del Gobierno, para que se despeje cualquier duda que pueda existir por minima que sea sobre las valoraciones de los activos en manos de la banca. "Si no, la recuperación económica será difícil".