Noticias

Draghi se defiende en el Bundestag: “El programa del BCE no es una financiación encubierta de los gobiernos”

No hay riesgos para los gobiernos, ni para la independencia de la institución, tampoco para los contribuyentes ni para la inflación. Con estos cuatro argumentos el presidente del BCE ha intentado convencer a los alemanes de las bondades del plan.  El programa, dice Draghi “ es totalmente compatible con la prohibición del Tratado de financiación monetaria” y necesario para dejar claro a los inversores que sus dudas sobre la zona euros son infundadas.

Respecto a la independencia del regulador, Draghi insiste en que “el hecho de que los gobiernos tendrán que cumplir con la condicionalidad establecida protegerá realmente nuestra independencia. El BCE no será forzado a dar un paso si se produce una falta de implementación política", dice.

Drahgi también ha recalcado que la compra de bonos solo se pondrá en marcha si se solicita la ayuda al fondo europeo de rescate”, añade el presidente del BCE.