Noticias

La EBA quiere limitar los bonus a los banqueros que cobran más de 500.000 euros al año

La lógica que está detrás de esta normativa, es la de que el mal diseño de la retribución al sistema financiero, ha provocado que algunos cargos directivos hayan asumido más riesgos de los que deberían. Para evitarlo, Bruselas quiere identificar al personal que toma decisiones críticas, y ponerles un límite en los salarios.

Con este objetivo, la Autoridad Bancaria Europea ha publicado su proyecto de reglamento, para que los reguladores nacionales de la UE puedan decidir qué bancos deberán establecer topes a los bonus de sus directivos a partir de 2014. Con este proyecto, que se va a someter a consulta pública hasta el próximo 21 de agosto, la EBA busca restringir las primas de los directivos bancarios que perciben una retribución superior a los 500.000 euros al año, para evitar la asunción excesiva de riesgos por parte de las entidades financieras.

Además de este sueldo de 500.000 euros, la Autoridad Bancaria Europea ha establecido otros criterios, como que el directivo integre el 0,3% del personal mejor retribuido de la entidad o que su salario variable exceda los 75.000 euros y el 75% del componente fijo del salario. 

Tras conocer esta posibilidad, desde el sector financiero, sobre todo la City de Londres, alertan de que si se aprueba esta normativa, se corre el riesgo de que se produzca una fuga de directivos europeos hacia otros ámbitos internacionales.