Noticias

El Gobierno aprueba la ley que crea la Cámara de Comercio de España

Además con esta norma que saldrá a audiencia pública y luego iniciará su trámite parlamentario se crea la Cámara de Comercio de España como órgano de representación y cooordinación de todas las cámaras de comercio regionalesy enseña de la representación cameral en el exterior.

Según afirmó la vicepresidenta Gobierno en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, Soraya Sáenz de Santamaría, con este norma se dota de un marco jurídico de "claridad y seguridad" a las Cámaras de Comercio y se las adapta a la nueva realidad empresarial.

Esta norma recupera el recurso cameral permanente, que se eleiminó en diciembre de 2012, y establece que la financiación de las Cámaras se basará en los ingresos que se generen por los servicios que presten y por las aportaciones voluntarias de empresas.

La Cámara de Comercio de España será una herramienta fundamental para potenciar a las pymes en los mercados internacionales. La ley incide en diversos aspectos para mejorar el funcionamiento y la coordinación de la presencia institucional comercial de España en el exterior y establece un vínculo permanente entre las Cámaras Oficiales de España en el exterior con la Cámara de España.

Entre las nuevas funciones que la norma establece para las cámaras, se incorporan funciones nuevas como la prestación de servicios en materia de comprobación material del cumplimiento de los requisitos legales; funciones en materia de innovación y simplificación administrativa en los procedimientos para el inicio y desarrollo de actividades económicas y empresariales y de la implantación de la economía digital en las empresas.

Una vez se apruebe esta norma, incluida en el Plan Nacional de Reformas, el Consejo Superior de Cámaras se convertirá en la Cámara de Comercio de España, órgano de representación y coordinación de todas las Cámaras, y tendrá a su cargo, en coordinación con la red nacional e internacional de Cámaras y las propias Administraciones Públicas, el desarrollo efectivo del Plan Cameral de Internacionalización y del nuevo Plan Cameral de Competitividad así como el objetivo de impulsar en España la formación profesional dual como ejes centrales de su actividad.

Se sienta con ella las bases de un modelo sólido que garantice la continuidad de un sistema cameral en España similar al de países como Alemania y Austria.