Noticias

Rato tenía un plan de saneamiento para Bankia

La salida de Rodrigo Rato de la dirección de Bankia evitó que el presidente de la entidad presentase a su consejo de administración un plan agresivo de saneamiento. Este necesitaba de una ayuda del Estado de más de 6.000 millones de euros. 

Sin embargo, esta estrategia de futuro no ha caído en saco roto y en el consejo que el nuevo presidente, José Ignacio Goirigolzarri, reúne durante el miércoles, el plan podría estar sobre la mesa para ser aprovechado por Bankia.

Este programa se basa en un intento por despejar las dudas de los mercados, adelantando los saneamientos previstos para los próximos cuatro años. El impacto en los beneficios significaría una cantidad superior a los 5.000 millones de euros. Rato ya había empezado a hablar con el Ministerio de Economía acerca de la nueva línea de ayuda pública de 6.350 millones de euros, que se añadiría al préstamo de 4.465 millones de euros concedidos por el FROB.

Ejecutado el plan, Bankia generaría resultados que, según las primeras estimaciones del plan, podrían llegar a los 2.000 millones de euros en los próximos tres años.