Noticias

Sánchez Galán ahogado por la deuda

Ignacio Sánchez Galán está angustiado con la abultada deuda del grupo Iberdrola. En total, según las cuentas del primer semestre que ha presentado en el día de hoy, la eléctrica tiene una deuda neta de 32.028 millones de euros, de los cuales 2.710 millones corresponden al déficit de tarifa.

Si comparamos los datos con los del primer trimestre de manera global, encontramos que la deuda asciende un 1,1% desde los 31.660 millones del primer trimestre del año. Ante esta situación Sánchez Galán está abierto a llevar a cabo fuertes desinversiones en el grupo a nivel nacional e internacional, así como la venta de participaciones minoritarias.

Y es que las cuentas del grupo no son del todo positivas. Es cierto que los beneficios aumentan un 15% hasta lograr 1.800 millones de euros, pero la cifra se consigue gracias al negocio internacional. Si miramos a lo que debiera ser su principal actividad, España, vemos que cae un 44% hasta los 437 millones, frente al ascenso del 74% que supone la actividad en el extranjero.

También cae el EBITDA en el negocio de España. En total un 12.6% hasta los 682 millones de euros por el impacto de la nueva regulación y por el alza de impuestos.

Y ojo a la cotización del grupo en el último año, que se ha dejado cercar del 43% de su valor en bolsa.