Noticias

Alzheimer, una enfermedad dificil de diagnosticar

La doctora Inmaculada Gilaberte, psiquiatra y gerente de investigación clínica del área de Neurociencias en Lilly, ha visitado Edición Limitada para explicar todos los detalles del estudio “Encuesta a Médicos de la Alzheimer’s Disease International”, en la que preguntaba a casi 1.000 profesionales sanitarios sobre las barreras en el diagnóstico de la enfermedad de Alzheimer. La encuesta, elaborada por Adelphi Research para Lilly, se llevó a cabo en Estados Unidos, Reino Unido, Francia, Italia y Japón.

Casi la mitad de los médicos consultados (45%) en los cinco países participantes consideran que la enfermedad de Alzheimer está ‘a menudo’ mal diagnosticada, siendo casi la mitad (48%) los que indicaron que el diagnóstico ‘siempre’ o ‘a menudo’ se realiza demasiado tarde como para intervenir de forma significativa.

La falta de pruebas concluyentes, la falta de comunicación entre pacientes y/o cuidadores y médicos, y la negación del paciente, fueron citadas por los facultativos como las barreras más comunes que dificultan el diagnóstico del Alzheimer, según los resultados de la encuesta.

Asimismo, los médicos consultados coincidieron en que un diagnóstico precoz tiene numerosas ventajas para los pacientes, entre ellas, que permite iniciar el tratamiento tan pronto como sea posible en un esfuerzo por frenar la progresión del deterioro funcional y cognitivo antes de que éste empeore, y así dar más tiempo a los pacientes y sus cuidadores para aceptar la noticia y prepararse para el futuro.2 Esto último es lo más importante para los médicos de Estados Unidos (85%) Reino Unido (83%).  Los facultativos encuestados también apuntaron algunos inconvenientes, entre ellos, comunicar al paciente y a su familia que sufre una enfermedad incurable y el posible aislamiento por parte de otros familiares y amigos.