Noticias

“Los síntomas de los celiacos son muy variados y esto dificulta el diagnóstico”

La enfermedad celíaca se caracteriza por una inflamación crónica de la parte próxima del intestino delgado. Para un mejor tratamiento de la enfermedad es importante un diagnóstico precoz, María Jesús Pascual, explica que “al existir tantos síntomas, es más difícil diagnosticar la enfermedad”. Hasta 20 de cada 100 pacientes se diagnostican cuando han cumplido ya los 60 años, lo que origina que se incremente el riesgo de contraer una enfermedad autoinmune. De hecho, de entre el 14% y el 30% de los pacientes celíacos presentan, al menos, una enfermedad autoinmune asociada.

Los principales problemas que se encuentra un paciente celíaco, son los relacionados con la comida.  María Jesús Pascual explica los principales alimentos que no pueden tomar los celíacos: “no pueden comer alimentos que contengan trigo, cebada, centeno, avena y otros derivados”. Por ello, la Unidad de Enfermedad Celíaca del Hospital Nisa Pardo de Aravaca, prefiere llamar a esta enfermedad como “una forma de comer diferente”.