Noticias

Azcar:"No se trata de germanizar la empresa, sino de mantener su carácter que aporta valor"

¿Por qué se lleva cabo esta operación? ¿Cuál es el objetivo?

La obligación que tenemos los gestores de las compañías es deparar el futuro de éstas más allá de los propietarios o fundadores y conseguir que tenga viabilidad. El mundo de la logística ha cambiado mucho y Azkar tiene que cambiar con él porque si no, el mercado te echa fuera. Los clientes compran cada vez más por Internet. Las empresas tienen que poder operar en todo el mundo para cubrir esas necesidades que piden esos clientes y que hace unos años era inimaginable. Nosotros buscábamos un socio al que poder unirnos con una cultura similar y no a una multinacional sin cara y sin ojos que cambie de presidente continuamente por la política o un consejo de administración con escasa representación en el accionariado. Dachser es familiar y ha llevado una vida paralela a nosotros. Después de una larga relación prematrimonial con Dachser, hemos buscado la manera de unir el futuro. Esa manera se ha conseguido llevar a la práctica.

¿Los alemanes siguen confiando en España?

Claro…Ni antes éramos tan buenos, ni ahora somos tan malos. En España hay gestores buenísimos, hay talento y se puede invertir. Nuestros socios alemanes nos han demostrado que en el peor momento confían en un equipo directivo y dejan la marca de la compañía. Nos dejan la autonomía para que sigamos generando negocio. No se trata de germanizar la empresa, sino de mantener su carácter porque aporta valor.

La adquisición se cerrará a partir del 15 de enero de 2013 porque falta el visto bueno de las autoridades, ¿Cómo va a afectar esta operación a la situación de AZKAR en España? ¿Qué cambios se pueden producir?

Azkar seguirá manteniendo su nombre. En definitiva, no cambia nada, sólo que el accionista de referencia es ahora el grupo Dachser. Para nuestros clientes, pasamos a tener una plataforma en 35 países con 21.000 empleados que vende más de 4.300 millones de euros y con el que podremos dar soluciones a nuestros clientes. Los futuros colaboradores con Azkar deben saber que van a viajar y yo si fuera un recién licenciado a mí estoy me atraería mucho. El mundo es muy grande pero muy pequeño también.

Seguirá usted al frente de la compañía y también su equipo… Con una plantilla de más de 3.000 empleados y 2.000 autónomos que trabajan en 91 centros. ¿Afectará al empleo de la compañía?

En absoluto. Nuestra idea es incrementarlo en los próximos años y hemos comprometido un plan de negocio con Dachser que traerá un incremento en nuestros ingresos y por consiguiente, del número de empleados. Nosotros estamos pasando esta crisis sin perder empleo porque estamos buscando nuevos negocios. Hemos abierto en China, en Brasil, hemos abierto ruta con toda Europa, hemos entrado en el negocio de logística textil,  en el de logística de alto valor añadido, etc. Si en 2006 el 90% de sus ingresos venían del transporte por carretera, ahora se limita al 60%. Hemos generado un 30-35% de nuevo negocio.

¿Van a participar también en el plan de inversiones de la compañía alemana?

Claro, es otra ventaja. En una dotación de 1.300 millones para los diez próximos años que tiene previsto Dachser invertir, Azkar participará. No puedo decir cuánto porque dependerá de los proyectos que el equipo español puedan poner sobre la mesa. Por ello, lo que hay que pensar ahora es en qué trabajar para seguir avanzando y creciendo.

¿Cómo está el sector logístico en España?

Le azota la caída del mercado desde el año 2007 y con ella la adaptación de la oferta a la nueva demanda. El caso es que dentro de nuestro sector es probable que hayan desaparecido más de 200.000 puestos de trabajo en los últimos cinco años. Las grandes empresas están aguantando pero no se está ganando dinero porque el mercado ha bajado mucho y el precio también. El segundo problema es la atomización. El tercer problema es la poca profesionalización del sector. Nuestro sector requiere que de nuestras universidades salga gente con diplomaturas relacionadas con este negocio. Yo creo que la logística es una ciencia y un arte y es tan viejo como la guerra. Todas las guerras se ganaron por la logística, no por los cañones de los contendientes. España no ha profesionalizado el sector cuando somos intensivos en tecnología. Debería tener un aprendizaje teórico en las escuelas y eso es lo que nos falta.