Noticias

Hacienda atenderá al gasto social en el Plan de pagos de las Administraciones para 2013

Así lo traslada al presidente del Cermi, Luis Cayo Pérez Bueno, en respuesta a las propuestas planteadas por el sector social de la discapacidad, representado por el Comité, para incluir en la regulación de esta materia, en las que se pedía una atención preferente a las entidades sin ánimo de lucro de iniciativa social.

En este sentido, el secretario de Estado de Administraciones Públicas comunica en el escrito la aprobación del Real Decreto-Ley de medidas de apoyo al emprendedor y de estímulo del crecimiento y de la creación de empleo, en el que se amplían los ámbitos de aplicación del mecanismo de pago a proveedores de las administraciones territoriales.

En relación a esta normativa, informa de que se están pudiendo acoger en estos días, modalidades contractuales que no estaban incluidas en el procedimiento habilitado en 2012. Entre ellas, destaca la posible inclusión de convenios de colaboración, como mecanismo habitual de relación en el ámbito de la prestación de servicios sociales.

Y, como consecuencia, explica que se podrán acoger las subvenciones que se hayan reconocido por las administraciones territoriales y que están pendientes de pago, a favor de las entidades que han realizado prestaciones concretas y determinadas en aplicación de convenios de colaboración formalizados previamente.

Por otra parte, Beteta señala también la puesta en marcha del Mecanismo de Apoyo a la Liquidez de las Comunidades Autónomas para 2013, que establece una serie de operaciones susceptibles de financiarse a través de este mecanismo, organizadas, por un lado, mediante los proveedores, con atención preferente a los servicios públicos de educación, sanidad y servicios sociales (conciertos sanitarios, educativos y servicios sociales, o convenios con farmacias).

También mediante transferencias a asociaciones o instituciones sin ánimo de lucro o ayudas directas a familias otorgadas para el desarrollo de actividades vinculadas con la Ley de Promoción de Autonomía Personal y Atención a las Personas en situación de Dependencia. Y, por último, concluye, mediante las subvenciones o transferencias a entidades locales y universidades.