Noticias

España Silva de alegría

La selección española venció por tres goles a uno a Escocia, en su último encuentro de clasificación para el Europeo de Polonia y Ucrania. Gran culpa de la victoria la tuvo el canario David Silva que marcó dos goles y dio la asistencia del tercero.

Muy polémicas fueron las declaraciones del jugador del Manchester City previas a estos dos últimos encuentros de la fase de grupo. No se sentía importante en la selección y se quejaba de ser un actor secundario. Pues bien, en el partido contra Escocia Silva que volvió a ser titular se hizo desde el primer minuto con el papel de protagonista.

Un protagonista vestido de héroe, que se encargaba en el minuto 6 de partido de rematar el pase de la muerte que le servía un gran Jordi Alba que brilló con luz propia en su debut. La selección dominaba y jugaba al ritmo que le gusta. Toque, posesión, dominio y ocasiones.

Pero como buen héroe David Silva dejó lo mejor para el final, en este caso de la primera parte. El canario se inventó una jugada espectacular por banda derecha, se apoyó en el actor secundario Pedrito y definió como lo hacen los cracks. Cero goles a dos al descanso y una actuación de Oscar.

Pero no quedaría ahí la obra de arte del canario. Pocos minutos después de que comenzase la segunda parte, corrió el del Manchester City el contraataque para acabar sirviéndole a David Villa el tercer gol de la contienda. Un prodigio, una actuación sin duda alguna que merece el Goya.

Con el tercer tanto pudieron llegar muchos más, Cazorla, Pedrito, Villa y Llorente lo tuvieron en sus botas, pero el balón no quiso entrar. Donde si lo hizo fue en la meta española tras un penalti cometido por Víctor Valdés y transformado por Goodwillie.

Al final tres a uno para los nuestros que son primeros de grupo habiendo logrado pleno de victorias, y que suman la decimocuarta consecutiva en partido oficial igualando el récord mundial de Holanda y Francia. La repesca en nuestro grupo la jugará finalmente la República Checa que venció a Lituania.