Noticias

Especular o invertir, cuestión de carácter

Especular es una da las manera de “estar” en bolsa, es más, es una de las formas más comunes de estar en ella pues se calcula que más del 80% de las operaciones diarias son especulativas. Esto no es negativo, más bien es algo muy útil porque dota de liquidez al mercado, es decir, facilita la compra y venta de acciones. La especulación suele provocar volatilidad, es decir, fluctuaciones amplias en los precios de los activos financieros. Y la volatilidad es estupenda para quien quiera especular ya que le permite posicionarse rápidamente en los mercados. La cuestión es ¿yo soy capaz de aguantar estas oscilaciones? ¿me quitan el sueño? … Cada uno tiene un carácter diferente y lo que le viene bien a uno no necesariamente le viene bien a otro.

Supongamos que sí, que tenemos este carácter especulador. El siguiente paso es hacer “control de capital”, es decir, cuanto dinero vamos a disponer para estas “apuestas”. Lo marcamos a priori, antes de lanzarnos al ruedo. Supongamos que decidimos destinar el 20% de nuestro capital. Vale, más reglas que tenemos que observar: los “stops loss”, los niveles de pérdidas máximas permitidas en cada “apuesta”. Esto es vital de necesidad. Nos marcamos un objetivo a conseguir (supongamos el 10%), y una pérdida proporcional máxima (por ejemplo un 3%). Esto significa que cuando el precio alcance el objetivo, en seguida vendemos y que cuando el precio alcance la pérdida máxima…. También vendemos ¿¡con pérdidas¡? SI, CON PERDIDAS, no pasa nada. El problema lo tenemos cuando dejamos correr las pérdidas con la convicción de que “ya subirán las acciones”. El objetivo es simple, aunque no sencillo: dejar correr las ganancias y cortar rápidamente las pérdidas. La mayoría de las veces cortamos pronto las ganancias -nos ponemos nerviosos de ganar- y dejamos correr las pérdidas hasta límites insospechados… es decir, todo lo contrarío de lo que hay que hacer.

Si quieres especular tienes una herramienta, el análisis técnico. Estudia, fórmate, asiste a algún curso o charla o conferencia sobe el tema. Pero ten en cuenta que el análisis técnico, siendo necesario, no es suficiente. No lo endioses, no pienses que es infalible. Algunos piensan que las bolsas en el corto plazo se comportan con locura y comprender a un loco no es fácil, requiere tiempo. Adéntrate en el análisis técnico pero ten tu propio criterio de especulación, cuanto más sencillo mejor. A veces veo a clientes con tantos gráficos que inconscientemente lo diseñan a su medida, para justificar lo que ellos quieren ver.
Si especulas has de aprovechar las fluctuaciones del mercado al alza y a la baja. Es decir aprovéchate de cuando sube… pero también cuando baja. Se dice que se gana más en el mercado bajista que en alcista. Hoy en día hay productos relativamente sencillos de entender que nos permiten hacer esto, a través de futuros sobre acciones, de índices, etf y los famosos CFD, s, que están muy de moda.

Miguel Angel Cercas Rueda
Director Renta 4 León
Asesor Financiero (EFPA)