Noticias

Vuelve Moody’s

Tal y como estaba previsto Moody’s ha dado esta noche la puntilla al sistema financiero español… Rebaja la calificación de 16 entidades, entre ellas las más grandes… Así, por ejemplo, el Santander y el BBVA pasan de un sobresaliente a un notable alto, mientras que otras como Caixabank, Bankinter o Popular se quedan en el notable… En el otro extremo están Liberbank y Cajamar que rebajan hasta el bono basura, donde ya estaba Banco Financiero y de Ahorro, la peor calificada del país.

Es el remate a una negra semana para el sector –que hoy conocerá la tasa de mora en el mes de marzo- y, en especial, para Bankia sobre la que se sospecha puede existir una fuga de depósitos por el miedo a lo que pueda ocurrir… Por eso el BdE, el ministerio de Hacienda y el presidente del banco, Goirigolzarri, han hecho llamamientos públicos a la calma y la tranquilidad. El dinero está garantizado por el Fondo de Garantía de Depósitos hasta 100.000 euros y, probablemente, hoy Bankia con el Estado detrás es más solvente que hace tan sólo quince días.

Conviene llamar la atención sobre este asunto: calma, tranquilidad. La mejor manera de poner en jaque a un banco es la de que todo el mundo vaya de golpe a retirar sus ahorros. De ahí que la responsabilidad de los actores públicos sea vital: políticos, banqueros, periodistas y economistas que hacen sus previsiones sobre corralitos y demás. No se puede provocar un pánico innecesario, salvo que haya otras intenciones más allá. Pero de todo esto el Gobierno debe aprender una lección: cuando uno toma la decisión de nacionalizar un banco, debe explicarlo claramente a sus ciudadanos para que sepan lo que ocurre. No vale la callada por respuesta.