Noticias

El secreto de escuchar a los trabajadores

La actual recesión afecta a los departamentos de RRHH de todas las compañías, principalmente en lo que a presupuestos se refiere. Carlos Olave, director de RR.HH. de LG, cree que el ánimo se ha visto mermado en consecuencia de las malas noticias diarias y la preocupación económica. “Por esta razón en LG celebramos cualquier buena noticia y éxito y lo compartimos”.

A pesar de la crisis la filosofía Life's Good no ha cambiado porque la compañía tiene como objetivo “que los empleados contribuyan al máximo”; si bien reconocen que algunas estrategias han cambiado debido al contexto económico.

El ADN natural del trabajador de LG, según el director de RRHH de la compañía, es querer ser el número uno y “hacer felices a los consumidores”. Ante esta premisa, la tecnológica apuesta por trabajadores “fáciles, poco jerárquicos, motivados, con buen humor, con retos y que quieran ser también el número uno”.

Destaca la importancia de la coordinación entre los departamentos y los países para llevar a cabo una buena labor de gestión de los recursos humanos. La compañía, según informa, tiene la capacidad de adoptar las políticas adecuadas a las circunstancias de cada país sin olvidar la coordinación general con el resto.

LG cuenta en España con  270 empleados y  en el mundo 160.000 personas forman la compañía, por lo que movilidad internacional es una realidad. El idioma es fundamental y el inglés ocupa un lugar importante y para Olave es necesario apostar por ello: “Quizá en España es necesario un cambio en el sistema de educación para darle prioridad”, asegura. A pesar de tener una plantilla de esas dimensiones, LG destaca tener una organización “muy horizontal”, donde la comunicación es fluida. “La comunicación es bidireccional y siempre hay algo que mejorar: deberíamos escuchar más al trabajador y adaptar las políticas a esas necesidades”, ha concluido.